La certeza de Yaneysy: 26 de Julio, de un revés, la victoria
Yaneysy en el Memorial. (FOTO de la autora).

La certeza de Yaneysy: 26 de Julio, de un revés, la victoria

Las Tunas.- Pronto hará dos años que Yaneysy Rodríguez Rodríguez inició labores en el Museo Memorial 26 de Julio, de esta ciudad. Desde entonces hasta acá le ha tocado aprender de museografía, desplegar sus habilidades comunicativas y, sobre  todo, conocer las interioridades del desarrollo del Movimiento que en Cuba se inmortalizó con esa fecha del calendario.

Ahora la informática que es de profesión, transcurre cada jornada laboral rodeada de memorias acerca de cómo se gestó y desarrolló en Las Tunas esa fuerza que resultó pieza motriz de la Revolución de 1959. La historia ha encontrado en ella suelo fértil para aprender y transmitir.

«Ha sido muy fructífero. Nunca me imaginé trabajar en un museo y cuando inicié me sorprendió cuánta información puede haber guardada en un lugar tan pequeño como este: cada objeto te da una información, cada documento te cuenta la historia de aquellos jóvenes que lucharon contra un gobierno corrupto como el de Fulgencio Batista. Cuando empiezas a conocer toda esa historia haces más firmes tus ideales y la certeza de que esta es la Revolución que necesitamos».

Cuenta que allí resguardan cerca de 300 piezas muchas de las cuales llegaron hasta ese sitio gracias a un acto de desprendimiento de las familias que entregaron parte de las memorias de sus seres queridos. Con pequeños trozos se hilvana una narración que ahora pareciera irreal, de película.

«Poseemos tres piezas que retratan el paso de Frank País por la provincia. En aquel tiempo él era el Jefe de Acción y Sabotaje en la zona oriental. Por ejemplo, tenemos un vaso y un cubre camas que empleó durante su visita, una llave seccionada utilizada como contraseña, pomos de tinta empleados para la impresión de la propaganda revolucionaria, armamentos como la Springfield utilizada por Eduardo Pérez Sánchez y bonos empleados para recaudar fondos».

¿Clandestinidad? ¿Reuniones a escondidas? ¿Contraseñas para transmitir un mensaje? ¿Secretos celosamente guardados?¿De cantante de corridas mexicanas a guerrillero en la columna del Che?

¡Uff, aún nos resta mucho por saber!! La historia continúa siendo un apasionante relato, a menudo desconocido o mal contado.  Yaneysy es consciente de ello. Apunta en sus palabras también a la edad de aquellos muchachos, mozalbetes con el corazón entregado a la novia Patria.

Hay en el Museo una permanente apelación a la memoria: un traje de charro, fotos, corbatas, brazaletes, postales, gallardetes, distintivos,  equipos de radio, un mimeógrafo utilizado para la propaganda revolucionaria, souvenires…Mientras recorre el Memorial; Yaneysy Rodríguez, cuenta cómo este sitio llegó a ser lo que es hoy, un altar para el honor.

«Aquí, en el año 1955,  funcionaba un depósito de Ron Pinilla propiedad de Ernesto Vega quien era miembro del Movimiento 26 de Julio. El lugar serviría de centro de reuniones conspirativas pues en un pequeño almacén adjunto se producían los encuentros.

Entonces era difícil  imaginar que casi frente al cuartel de la Guardia Rural acontecían  las reuniones del movimiento clandestino local. Hasta aquí llegó Frank País García  a finales de ese año, en compañía de  otros miembros de la dirección del Movimiento 26 de Julio en la provincia de Oriente. Aquí se reúne con el llamado Grupo de los 18 y dejan constituido oficialmente el Movimiento 26 de Julio en la séptima zona de Victoria de Las Tunas».

Tiene mucho que contar. Escudriñar en cada objeto lleva tiempo, conocer la historia implica también investigación; pero estos cerca de dos años han servido para que esta joven tunera acumule esencias y certezas.

«Es increíble lo que se puede vivir cuando la persona que vivió el hecho lo puede contar. Me ha aportado mucho trabajar en el Memorial; me ha aportado mucho en valores, en el orden espiritual y en el esfuerzo de llevar esa historia a las nuevas generaciones.

Quienes integraron el Movimiento 26 de julio, eran jóvenes humildes que dedicaron su vida a luchar. Aquí aprendí que los caminos del pueblo de Cuba han sido muy difíciles, pero tal como Fidel Castrto nos enseñó, los reveses, se convierten en victoria».

/mdn/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube 

Artículos relacionados

Debaten en Las Tunas sobre proyectos de ley de los órganos de gobierno

Miguel Díaz Nápoles

Empresa Avícola establece sus proyecciones para 2021

Yenima Díaz Velázquez

Metunas está preparada para el ordenamiento económico

Leydiana Leyva Romero

Escribir Comentario