Rafael Alberto, un joven que al pie de surco escribe su propia historia
Rafael Alberto, durante la Asamblea del congreso de la Unión de Jóvenes Comunistas. (PERIÓDICO26 FOTO/ Rey López).

Rafael Alberto, un joven que al pie de surco escribe su propia historia

Las Tunas.- Se levantó rápido de su puesto entre 200 delegados y sin tomar un hálito de aliento enumeró en poco más de cinco minutos los resultados que al pie de surco muestra su aporte al desarrollo local desde el municipio de Jesús Menéndez, experiencia que socializará en el XI Congreso de la Unión de Jóvenes Comunistas.

Rafael Alberto Santana Hernández se ha criado en Laguna Blanca, con la oportunidad y el privilegio de conocer mejor que nadie a los animales, «me dedico a la producción de leche y queso de cabra, y por mis resultados tengo la posibilidad y el orgullo y la responsabilidad que implica representar a la provincia de Las Tunas en ese espacio de la juventud», confesó seguro ante el interés de indagar en la vida de este joven de 24 años.

Este tunero entusiasta apuesta por encontrar los caminos más certeros para lograr resultados de impacto ante los desafíos del contexto nacional. «Me dedico a la mejora genética de los animales, soy inseminador y estoy cursando la carrera de Técnico Medio en Veterinaria. La finca está vinculada a varios proyectos de la Universidad porque me interesa todo y cuánto pueda ayudar a la producción».

Escuche las declaraciones de Rafael Alberto:

Ir a descargar

Su proyecto familiar se identifica de referencia por las experiencias en el sector agropecuario, la introducción de las tecnologías y los nexos con el Centro Universitario Municipal, de ahí la oportunidad de dialogar con el vicepresidente Salvador Valdés Mesa durante la visita gubernamental al territorio.

«Fue un honor, un orgullo que nos haya visitado. Pudimos intercambiar experiencias sobre los animales, se interesó por el biodigestor y la utilización de la energía renovable mediante un molino de viento y un sistema de paneles fotovoltaicos, adquiridos a partir de un proyecto de Cubasolar a través de la delegación territorial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente y la Universidad de Las Tunas».

La ejemplaridad es una labor que implica la consagración de Rafael, un tunero auténtico y natural que le concede al estudio y al campo las mayores horas de su día, mientras desde la Juventud Comunista renueva sus compromisos y el liderazgo en la vida socio-económica de Las Tunas.

«En la base productiva tenemos un comité de base y en el 2019 se logró crecer con seis miembros, tenemos una relación muy directa con todos, hacemos capacitaciones y talleres con la cooperativa, además de vinculamos a un círculo de interés en la escuela del barrio», subraya Santana Hernández ,quien creció junto al ejemplo de sus padres en una labor que considera dura, de trabajo diario.

«Lo que más me gusta en la vida es estudiar y ahora me preparo en el idioma Inglés, me gusta salir y todo lo que hace un joven de pueblo», sonríe mientras concluye su diálogo este pequeño productor quien con total sencillez escribe su propia historia, impregna la alegría y el ímpetu de la juventud que irradia luz e incita a crecer consciente como él, protagonista de su tiempo.

/nre/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube 

Artículos relacionados

José Carlos, comunicador a todas

Naily Barrientos Matos

Un innovador de estos tiempos

Yaimara Cruz García

Domingo Urrutia: un azucarero incansable

Yaimara Cruz García

Escribir Comentario