Mago Ayra: un verdadero culto a la magia
Mago Ayra. (ACN FOTO / Yaciel Peña de la Peña).
Gente

Mago Ayra: un verdadero culto a la magia

Durante más de medio siglo, una manera fascinante de hacer arte condiciona la existencia de José Álvarez, (Mago Ayra), un artista de Santiago de Cuba, cuyo nombre le imprime originalidad a la magia cubana.

Este hombre enalteció la especialidad con su agudeza en Cuba y en el extranjero, además de sacar sus presentaciones de los teatros y las muestras circenses, para llevarla a los barrios y las comunidades.

La cartomagia y la prestidigitación encumbraron a este artista que hoy se enorgullece por el amor trasmitido a las nuevas generaciones de la compañía Variedades Santiago, de su ciudad natal.

«Parece que un ángel me asignó la tarea de hacer magia, pasar trabajo da placer y por eso hay algo que está a favor del mago, todos lo quieren», subrayó este hombre con 55 años de vida artística, quien apostó hasta su vida en esta experiencia que le permitió mostrar su quehacer en Cuba y en el extranjero.

«Hoy los magos no deben descansar, la magia no es habilidad, la habilidad es una virtud malabar, un misterio, es entretener, asombrar, mírele los ojos a un niño y verá ahí la magia», confiesa el Mago Ayra, a quien se le dedica la vigésimo tercera edición del festival Ánfora.

Trabajar, hacer una excelente rutina y un buen espectáculo, con una técnica que imprima un sello particular con total ética, resulta una necesidad que entrega este ilusionista cubano a las nuevas generaciones que hoy incursionan en este arte.

En el elevado alcance de esa disciplina artística en Cuba logró una sección permanente en el  programa televisivo Créalo o no lo crea, impartió clases en escuelas de magia en Santiago de Cuba y en Camagüey, además de prestigiar festivales como Areito Mágico, en Santiago de Cuba; Cartomagia, en Camagüey; Ánfora, en Las Tunas, y Magia Atenas, en Matanzas, entre otros.

/mdn/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

Artículos relacionados

Ricardo Salgado Arias, un universo desde el dibujo

Yanetsy Palomares Pérez

Lisney y el idioma de los animales

Claudia Pérez Navarro

Panchón y su manía de construir

Edelmis Cruz Rodríguez

Enviar Comentario


× 5 = cinco