Vida a la tierra
Los campesinos de Las Tunas avanzan en la producción de alimentos a partir del cuidado de los suelos. (FOTO /Archivo).
Las Tunas

Vida a la tierra

Las Tunas.- Desde el 2009 Cuba creó el polígono nacional de suelos y luego se orientó llevar la iniciativa a cada provincia, con el objetivo de conservar los suelos, el agua y los bosques.

En la provincia de Las Tunas los primeros en adentrarse en esa actividad fueron los dueños de la finca conocida como las Y de Calzadilla, y en el 2012 se creó el segundo polígono provincial en la cooperativa de producción agropecuaria Calixto Sarduy.

Vida a la tierra
Ingeniero agrónomo Juan Carlos Driggs Lambert (FOTOS de la autora).

El ingeniero agrónomo Juan Carlos Driggs Lambert, es trabajador de este último y expone que las medidas son fáciles de ejecutar para cualquier productor sin depender de maquinaria ni de tecnologías avanzadas.

«Destacan métodos sencillos como el nivel de caballete, una forma rústica y necesaria para crear barreras vivas, sacar el nivel de pendiente que tiene el terreno y determinar la distancia para hacer las curvas de ese nivel.

«Se han ejecutado medidas como siembra de barreras vivas, en contorno, reforestación de los cauces naturales que existen en el área, aplicación de los abonos orgánicos como estiércol, compost, humus de lombriz, entre otros».

Vida a la tierra
Reydenis González Céspedes

Los polígonos tienen el objetivo de enseñar a los campesinos cómo conservar y mejorar los suelos, el agua y los bosques con el fin de obtener mayores rendimientos de acuerdo con la calidad de sus tierras. El presidente de esta cooperativa Reydenis González Céspedes, también lo corrobora.

«Nuestros suelos son categoría tres y cuatro, están ubicados en una zona muy secante y son degradados, pero con el polígono se han mejorado. Muestra de ello es el desarrollo acelerado de las producciones de cultivos varios, antes apenas llegábamos a las 40 toneladas y este año debemos producir 400».

Es por ello que desarrollan encuentros de capacitación para compartir experiencias y que las bases productivas entiendan cómo se puede alcanzar buena productividad a partir del cuidado de la naturaleza.

Vida a ala tierra
Rafael Antonio García Tamayo.

El joven Rafael Antonio García Tamayo, con solo 28 años, es uno de los ingenieros agrónomos y actualmente se siente muy identificado con el trabajo que se realiza en la finca piloto.

«Me gustaría ver un mundo mejor, más sano, porque tenemos que pensar que nuestros hijos y las generaciones del mañana van a recoger lo que hoy uno sea capaz de sembrar».

Actualmente en Las Tunas existen nueve áreas que muestran cómo lograr producciones más ecológicas, gran fortaleza de la agricultura de conservación en este territorio del oriente cubano.

/mdn/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

 

Artículos relacionados

Mejoran condiciones de trabajo en Central Colombia

Redacción Tiempo21

Ha muerto mi maestro, el Mozo de la información

Miguel Díaz Nápoles

Decrecen accidentes de tránsito en Las Tunas

Yami Montoya

Enviar Comentario


5 − = uno