Historia

Un hombre universal

Plaza Martiana evoca a José Martí. (Foto Reynaldo López)
Plaza Martiana en Las Tunas homenaje eterno a José Martí. (Foto: Reynaldo López)

Las Tunas.- La figura de José Martí y la vigencia de sus ideas ante el mundo irradian con más luz y renacen desde la fuerza de su pensamiento literario e histórico impregnando el estilo característico de su obra, vigente en la cultura cubana.

Su pensamiento político ratifica hoy, a la vuelta de 120 años de su desaparición física, su humanismo, promotor de la paz y de la soberanía de los pueblos. Y es que precisamente este hombre que muchos calificaron –el más universal de los cubanos—entregó su vida por la Patria, esa que lo vio nacer y como bien expresó en uno de sus verso  no podía verla oprimida.

En Las Tunas la Cátedra de Estudios Martianos encuentra su vínculo con el Héroe Nacional de Cuba, desde el siete de diciembre  del año 1942, cuando se fundó la primera dependencia bajo la dirección de Pedro Osmundo Verdecie.

La recepción martiana ha estado siempre presente y su principal promotor el pueblo, que desde antes de la muerte de Martí se encargó de difundir mediante la oralidad las diferentes formas de interpretación del Apóstol de  Cuba.

Luego del triunfo de la Revolución se incorporan las instituciones culturales y se institucionaliza el estudio de su ideario y obra mediante la Oficina del Programa Martiano que rectoriza la labor del Centro de Estudios Martianos, la Sociedad Cultural José Martí y las Cátedras Martianas que encuentran en los centros educacionales, instituciones científicas y culturales, y los proyectos socioculturales en las comunidades la formas de promoción de este hombre que sobresalió además por su obra epistolaria.

Encumbran también el pensamiento latinoamericanista y humanista de este gran hombre del siglo XIX, la Sociedad Cultural José Martí, una organización que abre en Las Tunas el camino para la interpretación del pensamiento de quien inscrito como José Julián Martí Pérez, pasó a la historia sencillamente como José Martí.

En la monumental obra confluye un profundo estudio astronómico, arquitectónico e histórico, que se distingue por tres componentes esenciales: un reflector solar convertivo, un calendario y un reloj solar de 7,20 metros de diámetro. (Foto: Reynaldo López)
En la monumental obra confluye un profundo estudio astronómico, arquitectónico e histórico, que se distingue por tres componentes esenciales: un reflector solar convertivo, un calendario y un reloj solar de 7,20 metros de diámetro. (Foto: Reynaldo López)

El hombre que dedicó su vida al mejoramiento humano trascendió hoy en Las Tunas, único territorio que cuenta con una Plaza Martiana construida hace 20 años para eternizar fechas importantes relacionadas con el Héroe Nacional de Cuba, quien regaló a los niños de América la revista La Edad de Oro con la que han crecido varias generaciones.

Este 19 de mayo todos acuden nuevamente para ver lo constatar  los que para algunos puede ser una leyenda y que para los habitantes de Las Tunas  constituye una distinción, ver como a las 2:30 de la tarde aproximadamente la hora que cayó en combate Martí hace 120 años un haz de luz ilumina la mascarilla de bronce  hecha por Rita Longa, para inmortalizar a este hombre.

El momento cada año es esperado para rendir homenaje al  fundador del Partido Revolucionario Cubano y el periódico Patria, convirtiéndose en el máximo líder de la lucha por la independencia de su país. José Martí, quien tuvo en la oralidad y la escritura dos vertientes  para defender su pensamiento latinoamericano, y que además dedicó su vida a unir a  los pueblos de América toda, bajo su pluma poética y política, que lo hizo por demás trascender fronteras para volverse así en un hombre universal.

Lea más:
José Martí: perpetuamente vivo en Las Tunas

 

 

Artículos relacionados

A propósito de la visita de Fidel Castro a Las Tunas el 26 de julio de 1981

Osvaldo Morfa Lima

Mel Almeijeiras, de Las Tunas al Moncada

Tania Ramirez

Primeros estudios acerca del Movimiento 26 de Julio en Las Tunas

Redacción Tiempo21

Enviar Comentario


1 + = dos