Las Tunas, Cuba. Miércoles 22 de Noviembre de 2017
Home > Especiales > Gente > Jubilado pero nunca retirado

Jubilado pero nunca retirado

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Jubilado pero nunca retirado

Escuche entrevista a José Miguel García Tamayo

Las Tunas.- Llevar 45 años ejerciendo la labor que lo hace vivir y que de un momento a otro, sin percatarse del agitado paso de los años, aparezcan en su vida enfermedades y malestares que lo hacen alejarse un poco de sus responsabilidades como árbitro de fútbol, fue un salto en la vida de José Miguel García Tamayo.

«Comencé todo mi arbitraje sin evaluación sobre el año 1972 y arbitraba béisbol, boleibol, boxeo y atletismo. Me decidí por este último porque lo había practicado en mi etapa de estudiante y en realidad era lo que más lo apasionaba.

«Recuerdo que las evaluaciones comenzaron en 1981 a raíz de los Juegos Centroamericanos del año 1982. Pasé el curso para categorizarme, obtuve la nota de 97,5 puntos, y a partir de ahí comencé a desempeñarme como árbitro nacional.

«Lo primero que hice fue participar en los Juegos Centroamericanos de 1982. De ahí hasta la actualidad he participado en todos los eventos nacionales e internacionales que se han hecho en Cuba, dígase cualquier tipo de campeonatos, juegos y hasta en la Copa del Mundo del 1992.

«También pasé un curso para capacitarme como formador de árbitros y esa labor la realicé durante las misiones y además tengo el honor de haber formado la mayoría de los árbitros con los que cuenta la provincia actualmente».

En un estudio realizado recientemente por parte de la Comisión Provincial de Atención a Jueces y Árbitros de Las Tunas  salió como un problema la preparación de nuevos jueces y árbitros; sin embargo los árbitros más destacados son los jóvenes. ¿Qué opina al respecto?

 «En verdad me siento muy contento, porque veo que nuestro relevo está preparado. Me gusta que ellos tengan interés, que trabajen y se superen sin estar pensando en beneficios».

¿Considera que la atención y el reconocimiento que les brindan a los árbitros en el país es la adecuada?

 «Si, me parece buena, y a lo mejor estoy hablando solo por mí. Pero en realidad he recibido varios estímulos a nivel nacional por el arbitraje. Inclusive, por esa causa, desde el año 2002 poseo la medalla Mártires de Barbados, la medalla Rafael María de Mendive, la medalla representativa de los Juegos Panamericanos».

 Háblenos de su vida luego de la jubilación.

«En verdad fui trabajador en activo hasta el 30 de junio de este año, es decir, hace a penas 4 meses y tengo muchas proyecciones, no quiero ser el jubilado que se queda en casa a hacer mandados ni a cuidar los nietos.

«Yo quiero seguir aportando en mi trabajo, transmitiendo mis experiencias; quizás no al ritmo que lo hacía años atrás pero sí con muchas ganas y deseos de ayudar a los nuevos».

¿Cómo hace usted para mantener esa vitalidad? ¿Realiza ejercicio físico?

 «Muchas personas no me creen la edad, incluso me la discuten y se preguntan con algo de asombro: ¿65 años? A veces he tenido que enseñar mi carnet de identidad para que me crean y eso es algo que lo da en gran medida la actividad física.

«Llevo la vida haciendo ejercicios y ciertamente no me puedo desprender muy fácil de ello. No se miente cuando se dice que deporte es salud, y que es medicina preventiva. Desgraciadamente tengo la gota, que es la enfermedad que más me aqueja, pero yo me aplico el medicamento cuando lo hay, y sigo adelante».

José Miguel García Tamayo no dice más porque debe cumplir una de sus tareas habituales. Se aleja con su vitalidad a cuestas y conversa con un grupo de jóvenes de la provincia de Las Tunas, a quienes les imparte una clase improvisada en su informal conversación.

/mdn/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Adialim López Morales

Adialim López Morales, graduada de periodismo en la Universidad de Camaguey «Ignacio Agramonte y Loynaz» en el 2017. Le gusta y se desempeña actualmente en el periodismo deportivo.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


8 + = diecisiete