Las Tunas, Cuba. Miércoles 22 de Noviembre de 2017
Home > Salud > Zika, desvelo para los tuneros

Zika, desvelo para los tuneros

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Las Tunas.- La población de la oriental provincia de Las Tunas se mantiene afectada por el zika y en este territorio más de 700 personas han tenido síntomas de la arbovirosis, mientras superan los 400, positivos a la enfermedad ante las pruebas de laboratorio.

Juan Núñez Chacón, el Director del Centro de Higiene, Epidemiología y Microbiología de la provincia de Las Tunas, explicó a Tiempo21 que las cuatro áreas de salud del municipio cabecera y la Romárico Oro en Puerto Padre tienen la mayor afectación por el zika y el mosquito Aedes Aegypti, transmisor de la enfermedad.

Núñez Chacón enfatizó que el área de salud Guillermo Tejas, que abarca repartos periféricos como Aeropuerto, Sosa, Las 40 y Nuevo Sosa, presenta la situación más compleja con transmisión local de zika y alta focalidad del mosquito.

Por el panorama epidemiológico en esas comunidades, una nueva estrategia de trabajo con vigilancia intensiva se implementó allí para revertir el complejo escenario, favorecido en los últimos tiempos por las lluvias de estos meses del año.

«Los resultados de las muestras recientes del análisis comprobatorio de la arbovirosis, conocido por sus siglas como PCR, demuestra una tendencia a la disminución de casos positivos, pero aún son altas las cifras de enfermos».

Juan Núñez Chacón, Director del Centro del Centro de Higiene, Epidemiología y Microbiología.

Doctor, ustedes aplican una nueva estrategia de trabajo para luchar contra el vector ¿Cuál es?

«En el área de salud más afectada, Guillermo Tejas de la ciudad de Las Tunas, implementamos como estrategia dividir esta zona que cuenta con 26 consultorios del médico de la familia en seis cuadrantes y actuar allí con esmero y una brigada de tratamiento focal con estructuras de dirección y un grupo de compañeros especializados en la salud mental, promoción y prevención para la salud y un epidemiólogo.

«Esta estrategia se ejecutará en todas las áreas de salud afectadas, por los resultados apreciados en esta. La medida prioriza el bloqueo de febriles, acciones para el tratamiento y eliminación de los focos, acciones de saneamiento, así como la exigencia sanitaria».

¿Cuáles son los riesgos que contribuyen a esta situación epidemiológica?

«Los riesgos medioambientales influyen mucho en el panorama epidemiológico de Las Tunas, como los vertimientos  a las calles, acumulación de residuales sólidos y la incorrecta disposición de los desechos líquidos».

La higiene de las zanjas, ríos, arroyos y canales es grave en Las Tunas. A los repartos los atraviesan varios. ¿Cómo evalúa usted el trabajo de Acueducto y Alcantarillado en esas zonas?

«Tenemos varias zanjas y aunque se ha trabajado en ellas, e incluso se aplica tratamiento residual en estas, el organismo debe ser más enérgico y responsable para controlar mejor la situación con el zika».     

Experiencia y juventud lidian con el zika…

Ojaine lleva tres años en las labores de la lucha antivectorial, mientras ya está inmersa en la Licenciatura en Higiene y Epidemiología. Ella asegura que se realizan las acciones de control y la comunidad coopera.

¿Qué cree usted que contribuye a la situación con el zika?

«Los pobladores de la zona del Guillermo Tejas, por ejemplo, no tenían la percepción del riesgo, pero nosotros le hablamos de todo lo que le puede suceder cuando les da el zika».

¿Qué no sabían?

«Que los riesgos que tenían en el hogar podían ocasionar los problemas con el mosquito y el zika. Pero ya han tomado conciencia y nos están ayudando mucho».

¿Cuáles son los riesgos fundamentales que usted ve en la zona?

«Patios enyerbados, construcciones de personas que compraron solares y están abandonados,  solares yermos, la hermetización irregular de tanques, entre otras realidades».

¿Cómo son las atenciones a ustedes?

«Las atenciones son buenas, sobre todo nos dan alimentación».

Rafael Pupo lleva 19 años dedicado a la lucha antivectorial y asegura que aunque trabajó en varias campañas, nunca antes había visto el presente panorama.

«Lo que ocurre es que el mosquito nos lleva ventaja. Antes pasábamos cada siete días, después cada once días, y ahora, al orientarnos pasar mensual, el vector nos lleva una ventaja de tres o cuatro generaciones.  

«Aquel morador que no tiene percepción del riesgo y no obedece las indicaciones que uno le da, provoca el foco generador y ya el mosquito está volando cuando uno llega.  

«Además, existe déficit con la fumigación. Existen problemas de personal, combustible. En ocasiones llega un poco tarde. Lo ideal es si se coge el foco, el tratamiento adulticida pasar antes de la tarde. Pero a veces llega a los cuatro o cinco días.  

«Entonces la población no hace lo orientado; no cepilla los tanques; mantiene tubos y depósitos sin protección; no recogen bien los patios, y esas personas son las que originan los focos. Ya el mosquito vuela 300 metros y complica a toda la comunidad».   

Los problemas se van resolviendo, destaca el operario, pero la fumigación aún es insuficiente.

Desde el barrio…

Zika, desvelo para los tuneros

Ada Iris

Ada Iris vive en la comunidad del Aeropuerto en la ciudad de Las Tunas y precisó a Tiempo 21 que los operarios y demás personal de salud trabaja mucho, la cuestión es que los vecinos no apoyan la labor de los compañeros, que son muy sacrificados.

Yo entiendo que tenemos que ser más receptivos con ese trabajo, enfatiza la tunera, mientras se asombra al conocer que más de 700 personas han tenido sospecha de zika en Las Tunas.

«El pueblo tiene que poner más amor a este trabajo que están realizando porque es la vida la que tenemos que cuidar».

 

Zika, desvelo para los tuneros

Maurín

Maurín, de la avenida Aeropuerto en la ciudad cabecera de la provincia, considera que la cantidad de mosquitos en el territorio debe ser por el tiempo que se vive, por las lluvias y el agua acumulada.

Esta tunera puntualiza que donde ella vive sí se hace bien la higienización y van hasta dos y tres veces al barrio las personas que tienen que ver con la Campaña.

Hay muchísimos mosquitos, y jejenes cantidad, asegura Mayelín de una de las comunidades más periféricas de Las Tunas y confiesa que ahora están fumigando, pero antes no lo hacían.

Tienes una niña pequeña, ¿qué te preocupa?

Zika, desvelo para los tuneros

Mayelín

«Los mosquitos y las enfermedades malas que andan».

Carlos es profesor de educación física de una de las escuelitas del barrio de Aeropuerto en la ciudad de Las Tunas y explica que los barrios donde más afecta el zika casi se puede decir que son marginales y aunque se ha insistido a la población, sobre todo desde el centro educacional, no todos son conscientes del problema y de tener una higiene adecuada.

Hace falta unidad y responsabilidad, para combatir esta situación, sostiene el tunero.

 

Evelia

Evelia insiste en que fumigan y es por gusto. Cree que el mosquito hace resistencia a la fumigación. Pero tienen una laguna en el barrio rodeada de yerba y cuando llueve el agua retrocede e inunda las calles donde residen. Y los reclamos a las autoridades pertinentes continúan. 

Mientras, su mamá de 88 años cuenta que pasa noches sin dormir por dolor en un pie y el azote de los mosquitos. La anciana dice que en sus 88 años nunca había visto ese panorama. Ya es una cosa del otro mundo, expresa.

Marcel refiere que en su comunidad sí hay muchos mosquitos y se hace todo lo que está indicado.

¿Por qué cree usted que seguimos tan complicado con el zika?

Zika, desvelo para los tuneros

Marcel

«Cuando llueve el agua se empoza y hay poco drenaje. Yo exhorto a que la población contribuya con la limpieza y embellecimiento de la ciudad para acabar ya con el mosquito».

Queremos ser saludables, comentan los vecinos, pero ante el actual azote del vector que provoca las arbovirosis y el zika, el escenario cada día se torna más complejo.

Las Tunas también tiene dengue en estos momentos, aunque las autoridades sanitarias afirman que no hay transmisión de la enfermedad, es decir, que los casos no tienen relación entre sí.

Ante esas realidades solo le queda a la población y al sector salud un camino por transitar: el desvelo para eliminar el agente transmisor de enfermedades tan peligrosas.

 

/cpn/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Darletis Leyva González

Periodista, graduada de la Universidad de Oriente. Se desempeña como reportera con excelentes resultados en su gestión diaria. Es aguda en sus trabajos de opinión. Una de sus características es contar historias de vida en la que el factor humano está siempre presente. Atiende los temas de salud, entre otros. Miembro de la Unión de Periodistas de cuba, premiada en varios concursos. @DarletisLG

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


× seis = 48