Habitantes de la ciudad de Las Tunas celebran el 26 de julio
Cultura

La ciudad de Las Tunas abraza otro cumpleaños

La ciudad de Las Tunas abraza otro cumpleaños
La ciudad de Las Tunas, el llamado Balcón del Oriente cubano, es una urbe cálida y hospitalaria. (Tiempo21 /Fotos MiguelDN).

Entre novedad y antigüedad se levantan las fachadas de la ciudad de Las Tunas, en una conjunción bastante común por estos días en varias urbes del mundo, pero que en este pedazo de la geografía habla de la historia de un pueblo rebelde y heterogéneo.

Creencias diversas, entonaciones particulares, tradiciones culinarias venidas de zonas poco recordadas, nutren el acervo cultural y la cotidianidad de la otrora Cueybá –como la nombraran los indígenas-, y que hoy cumple 221 años de fundada bajo las voces de los españoles, para una mejor mezcla de las razas y el crecimiento de los epítetos que cantan sus virtudes.

Este 30 de septiembre celebra su cunpleaños, con el día de su santo patrono San Jerónimo, una fecha que solía ser de jolgorio y que ahora invita discretamente a apreciar los contraluces de las construcciones eclécticas y los nuevos adornos que pretenden darle aires de modernidad a la modesta urbe.

Registran los archivos y las memorias de los fundadores los primeros esfuerzos hacia el año 1603, cuando se estableció  Juan Rivero González y la posterior llegada de familias procedentes de regiones como Bayamo, Holguín y Camagüey.

La primera Iglesia que tuvo el asentamiento la autorizó Jerónimo Valdés, Obispo de Cuba en aquella época. Por su nombre y la cercanía o coincidencia histórica, el área adoptó el patronímico de San Jerónimo de Las Tunas hacia 1796.

El crecimiento de la población fue lento. En 1847 se le otorgó la tenencia de Gobierno y un año después el título de Villa, hasta que en 1853 alcanzó el de Ciudad.

Su gente y sus esfuerzos con el pasar de los siglos han hecho más fuerte a la opuntia o tuna brava que, más allá de los portales y balcones, habla de un pueblo que prefirió quemarla antes que yacer bajo el yugo de la esclavitud, y de los esfuerzos diarios porque la tranquilidad de sus calles repose optimista bajo la enérgica mirada del sol oriental.

/mdn/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

 

Artículos relacionados

Arrasan Joel y La noche de 12 años, en premios colaterales del Festival de Cine

Redacción Tiempo21

Savia joven para la cultura en Las Tunas

Yanetsy Palomares Pérez

Distinguen a trabajadores de la cultura en Las Tunas

Yanetsy Palomares Pérez

Enviar Comentario


dos + 2 =