Las Tunas, Cuba. Sábado 16 de Diciembre de 2017
Home > Las Tunas > Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Intensificar el turismo de naturaleza es uno de los servicios que podrá brindar la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta. (ACN/Foto Yaciel Peña)

Manatí, Las Tunas.- Cuando el poderoso huracán Ike en el 2008 azotó el norte de Las Tunas no se pudieron conocer con exactitud los daños que provocó a la hoy Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta, paraíso natural ubicado en territorio del municipio de Manatí, y área protegida de interés nacional.

Otras pérdidas por la extracción de los recursos maderables, y la pesca y caza furtivas, que aún no le son ajenas en el siglo XXI, están en estadísticas imprecisas, pues más que cuantificar  investigadores, técnicos, y obreros priorizan la preservación desde 1994 de un patrimonio que se extiende por 8 mil 880.26 hectáreas de superficie, y de ellas 3 mil 500 marítimas.

Suficiente razones para que un grupo de especialistas y entidades de la provincia emprendieran la primera parte de un estudio de los bienes y servicios ecosistémicos de la Reserva Ecológica, administrada por la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna.

A los expertos del área protegida, de interés nacional, se unieron profesionales de la Delegación Territorial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA), la Universidad de las Tunas, el Cuerpo de Guardabosques, la Dirección de Economía y Planificación, el Instituto de Recursos Hidráulicos, el Jardín Botánico y otros organismos a fines con el proyecto.   

Desde el pasado año emprendieron el recorrido científico por las  cinco formaciones vegetales diferentes que coexisten en esa geográfica, los humedales, y también la barrera coralina, reconocida por su buen estado de conservación.

También palparon las 305 especies de plantas que crecen en el lugar, entre las que sobresalen 25 endémicas de Cuba y 13 especies florísticas amenazadas de extinción.

Caminos seguros de una indagación multidisciplinar

Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Yandira González Mejías, especialista del CITMA, coordinó la indagación multidisciplinar. (Foto autora)

Yandira González Mejías, especialista del CITMA, coordinó la indagación multidisciplinar y confirmó que los bosques, el manglar y la bahía de Nuevas Grandes fueron los tres ecosistemas naturales seleccionados para el inicio de la investigación.

«Este tipo de estudio es práctica internacional, y nosotros como país, y como provincia debemos tener una valoración de las áreas protegidas, por su interés económico, y para poder definir los daños que ocurren después del paso de eventos extremos como los ciclones», precisó.

«Hay allí grandes reservas naturales, con especies amenazadas y en peligro de extinción. Solo en una primera fase registramos valores por más de 10 millones de pesos y emprenderemos una segunda que definirá las posibles pérdidas con la ocurrencia de los fuertes vientos, a lo que el área, ubicada en al costa norte, es proclive»

«El propio hurarán Ike la afectó mucho y ahora tenemos los resultados de peligro, vulnerabilidad y riesgos bien definidos, y determinamos que en el área se puede intensificar el turismo de naturaleza, sin afectar su patrimonio« confirmó González Mejías

Otra novedad del resultado científico es que el área protegida, puede definir por separado sus atributos naturales, como las playas, los arrecifes, las dunas costeras, la paisajística y los suelos.

Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Andrés Félix Chang Guillén, director del Centro de Gestión para la Reducción del Riesgo (CGRR) en Las Tunas. (Foto autora)

Andrés Félix Chang Guillén, director del Centro de Gestión para la Reducción del Riesgo (CGRR) en Las Tunas también confirmó que pusieron a disposición del equipo la  información sobre los ecosistemas tuneros, de mucha utilidad para culminar el estudio y hacer las comparaciones científicas que fueron imprescindibles para detallar los valores de la Reserva Ecológica.

«A la vez fomentamos la cultura de reforestación entre los trabajadores y habitantes más cercanos al área, y definimos el cumplimiento de las medidas preventivas y de preparación para la reducción de los riesgos como incendios y contaminación», dijo.

A juicio de Chang Guillén La Isleta está expuesta a las inundaciones costeras, fuertes vientos, intensas lluvias, a la sequía y los incendios, asuntos que requieren atención por separado para poder proteger sus predios.   

La Reserva Ecológica ante sus millonarios bienes

Interesados y parte del estudio sobre bienes y servicios del área protegida están los técnicos, biólogos, ingenieros y obreros que conforman una fuerza laboral estable por más de 14 años, sumamente valiosa y competente, que entregaron al estudio los resultados de sus acuciosas investigaciones desde la Estación Biológica ubicada allí, y en la que pasan semanas vigilando el comportamiento de la flora y la fauna.

Patentar el estudio les permitirá brindar servicios de turismo de naturaleza, pesca deportiva y buceo contemplativo, con el valor añadido de un el entorno libre de contaminación ambiental, y sitio ideal para emprender proyectos científicos.

Les concede especial relevancia que la bahía de Nuevas Grandes es de las más limpias y mejor conservadas del país, con manglares en buen estado de conservación, y que en sus aguas habita una población remanente del cocodrilo americano (Crocodylus acutus) y constituye un importante refugio de la población del manatí (Trichechus manatus), mamífero acuático, una de las especies con mayor peligro de extinción en Cuba.

Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Arsenio Cruz Rodríguez, dirige la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta. (Foto autora)

Arsenio Cruz Rodríguez, director del área por más de una década, considera que la primera etapa del estudio presentado oficialmente el pasado 5 de junio, Día del Medio Ambiente, define el valor real  del espacio geográfico que cuidan con esmero.

«Ahora sabemos que el patrimonio que hemos conservado está bien protegido y las nuevas generaciones tendrán acceso a la flora y la fauna autóctonas».

« En estos días hemos visto por la Isleta hasta el carpintero churroso, ave que no está descrita para la costa norte, así que poseemos una riqueza extraordinaria, que la completan las maderas preciosas»

«Nos falta explorar una elevación existente en el área y estoy seguro que tendremos sorpresas, dijo.

Millonarios bienes en la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta

Unas 3500 hectáreas marítimas conforman el área protegida. (Foto Yaciel)

Los resultados del estudio de bienes y servicios ecosistémicos de la Reserva Ecológica Bahía de Nuevas Grandes-La Isleta es solo una primera aproximación al verdadero valor de esta área natural protegida que puede tributar con efectividad al desarrollo de la actividad turística en el norte de Las Tunas.

También ayudaría en el futuro a la provisión de agua para la población del municipio de Manatí, y otros valores agregaros como sitio sumidero de carbono para la mitigación del cambio climático, la conservación de la biodiversidad, y proveedor de financiamiento para la conservación.

Allí donde hay una combinación terrestre y marina perfecta, el país  conserva su riqueza, bien definida desde el 2010  cuando el Consejo de Ministros, máximo órgano ejecutivo del gobierno cubano, en su acuerdo 6781 legitimo los valores que atesora el entorno y la concedió la categoría de reserva ecológica.

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Adalys Ray Haynes

Periodista. Graduada de la Universidad de Oriente. Máster en Ciencias de la Comunicación, Universidad de La Habana. Se inició como reportera en Radio Victoria. Fue Jefa de Redacción y subdirectora del Sistema Informativo de la Radio en la provincia de Las Tunas. Presidenta de la delegación de la Unión de Periodistas de Cuba en Las Tunas. @adalyssr

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


3 × siete =