Las Tunas, Cuba. Jueves 14 de Diciembre de 2017
Home > Especiales > Historia > Maceo y Che, hoy y siempre

Maceo y Che, hoy y siempre

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Las Tunas.- A Cuba le tocó en suerte que el 14 de junio nacieran dos de los más importantes próceres de su historia, que con una diferencia de 83 años coincidieron sustancialmente en una existencia dedicada a la lucha por la justicia y la independencia.

Uno, cubano de pura cepa, nativo del valeroso Santiago de Cuba en 1845. El otro vio la luz en Argentina  en 1928 y se ganó el derecho de ser declarado constitucionalmente cubano  por nacimiento.

Antonio Maceo Grajales, y Ernesto Guevara de la Serna,  además de  coincidir en  el onomástico, comparten la veneración de los hombres y mujeres del mundo por su pensamiento político, la honestidad y el valor a toda prueba.

Conocido como El Titán de Bronce, el hijo de Mariana y Marcos, se ganó a fuerza de coraje e inteligencia los grados de Mayor General del Ejército Libertador durante la  larga guerra de independencia contra España.

Muchas fueron sus hazañas bélicas. La más recordada fue su intransigencia ante la propuesta de una paz sin independencia.  Y es que,  la protesta de Baraguá, concretó la decisión del pueblo cubano de defender la soberanía de la patria hasta las últimas consecuencias.

El pensamiento político de Maceo fue uno de los más preclaros y avanzados del siglo XIX cubano y sus dotes de estratega militar lo convirtieron en el enemigo más temido por los españoles. Sin embargo, su caída en combate el 7 de diciembre de de 1896 no apagó su luz, pues su filosofía de lucha y sus proezas  continuaron inspirando la lucha para alcanzar y mantener la verdadera emancipación.

Ernesto Guevara,  en cambio  llegó a Cuba desde México junto a Fidel en el Yate Granma como  médico y muy pronto sus dotes le valieron el respeto de la tropa. Al sobresalir por su intrepidez en la lucha guerrillera contra la tiranía de Fulgencio Batista, ganó los grados de comandante.

Con el triunfo del primero de enero de 1959, y ya rebautizado por el pueblo cubano como, el Che, asumió importantes responsabilidades  como dirigente político y administrativo que marcaron el derrotero de la estrenada Revolución.

Pero no era hombre de quedarse sentado tras el buró y cuando creyó encaminada la revolución cubana, partió a seguir luchado por la liberación de otros pueblos.

Su muerte en tierras bolivianas el 8 de octubre de 1967  marcó el nacimiento de la leyenda del Guerrillero Heroico,  inspiradora para millones de personas  que sueñan con mundo de justicia social para todos.

Maceo y Che, unidos en la historia por la coincidencia de ideales y una vida consagrada al independentismo, constituyen paradigmas para las nuevas generaciones de cubanos.

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Tania Ramirez

Periodista. Graduada de Ingeniería Química. Reportera de Radio Victoria, en temas de la ciencia, la tecnología y el medio ambiente y la historia local. En una etapa se desarrolló como Jefa de Información de esta emisora. Le gustan los temas sociales y la polémicas sobre asuntos de la vida diaria. Es miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. @TaniaRamirezR

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


− uno = 2