Las Tunas, Cuba. Domingo 19 de Noviembre de 2017
Home > Cultura > Talleres de repentismo vivifican la tradición

Talleres de repentismo vivifican la tradición

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
Talleres de repentismo vivifican la tradición (Tiempo21/Foto: Angeluis)

Las nuevas generaciones de tuneros protagonistas de esta manifestación cubana.(Tiempo21/Foto: Angeluis)

Las Tunas.- Los talleres especializados de repentismo en la provincia de Las Tunas surgieron hace más de diez años como una vía para preservar las tradiciones campesinas en tanto manifestaciones que conforman la identidad cultural de la nación.

En su desarrollo desde la Casa Iberoamericana de la Décima Juan cristóbal Nápoles Fajarado también han contado con el respaldo de la Dirección Provincial de Casas de Cultura y los instructores de arte, quienes  descubre en los centros educacionales a los estudiantes con aptitudes.

Hoy existe un programa docente educativo estructurado para los talleres de repentismo infantil, a cargo de artistas reconocidos y con una sólida trayectoria tanto en la literatura como en la música y el canto improvisado.

Entre la nómina destacan Antonio Gutiérrez, Dimitri Tamayo, Miguel Navarro y Guillermo Castillo; a este último se debe uno de los éxitos más recientes de los talleres con el disco El Ortodecimante, premio Cubadisco 2015, en la categoría CD–DVD didáctico, donde se tratan las reglas ortográficas desde la espinela interpretada por niñas y niños.

Los talleres especializados de repentismo a su vez han creado una fuerte avanzada de exponentes jóvenes de la décima y el punto cubano, que no son más que los infantes que iniciaron el proyecto y quienes actualmente mantienen una labor sostenida en el país, incluso con importantes lauros.

La labor sostenida encuentra espacio cada mes en la Casa de la Décima en una peña que se desarrolla los segundos sábados de cada mes, donde se reúnen los talleristas de todos los municipios.

Gretel Santiesteban Rivero, quien cursa el séptimo grado, es una de las integrantes del taller que sesiona en la ciudad de Las Tunas.

«Empecé aquí cuando estaba en quinto grado; me integré cantando primero pequeñas décimas, primeramente con canciones y después me integré con las décimas. Llevo dos cursos aquí con el compañero Rainer.

«A mí lo que me gusta es la música, especialmente cantar. Mientras pueda hacerlo me gusta generalmente cualquier tipo de música mientras tenga buen ritmo y buena melodía».

Rainer Párgas Ventura es otro de los pequeños talentosos de los talleres de repentismo.

«Yo comencé a cantar la décima campesina desde los tres años con un señor que se llamaba Chichí. Él me dijo que aquí en la Casa de la Décima estaban haciendo unos talleres de repentismo y de tonada, y mi mamá me trajo y ahora estoy para quedarme.

«Nos enseñan a hacer tonadas, a rimar, a hacer también el repentismo, cómo calentar la voz antes de cantar y prepararnos para cantar y decir alguna tonada.

«He participado tres veces en el Cubadisco, también he concursado de tonadas del programa de televisión Palmas y Cañas, grabé un disco con Bis Music y otro con la Egreem.

«Quiero seguir haciendo esto porque mediante esto me muestra la música campesina que es parte de las tradiciones cubanas, y por eso yo las quiero defender».

Gretel Santiesteban y Rainer Párgas son solo una muestra de los resultados de los talleres, que actualmente se desarrollan en todos los municipios de la provincia.

Con proyección profesional

El vínculo desde la Casa Iberoamericana de la Décima con otras instituciones culturales permite la superación constante de los pequeños, a quienes se les abren oportunidades gracias a la consolidación de sus aptitudes musicales.

Un ejemplo concreto es el trabajo con educadores de la Escuela Profesional de Arte El Cucalambé, a la que ya han ingresado varios de los talleristas, así como los resultados en eventos nacionales de carácter competitivo.

Taimara Portillo Fonseca, profesora de la escuela de arte, refiere que el vínculo se ha estrechado en el último período y que actualmente trabajan en el diagnóstico de algunos niños para vincularlos a los proyectos.

«Hice el diagnóstico ahí con los niños, por supuesto, tienen aptitudes para el canto porque vienen de la Escuela Profesional de Arte, pero es más bien colocarlos en esa parte que le enseñan allá que es la parte clásica, y vincularla con el aprendizaje de la parte tradicional que nos identifica a Las Tunas como tierra de El Cucalambé.

«Los traemos a las peñas para que ellos se vayan vinculando a esta tradición y poco a poco vamos trabajando con las tonadas y el montaje de piezas».

Gracias al grupo de amistad Cuba-Australia, también cuentan con un grupo de medios tecnológicos e instrumentos como guitarras, laúd, y tres; a esto se suma el desarrollo de especialidades que tributan a las tradiciones campesinas.

Por estos caminos los talleres especializados de repentismo en la provincia de Las Tunas revalidan a cada paso su quehacer como una estrategia que vivifica el patrimonio cultural, creando un gusto en la población y en potenciales exponentes de la manifestación.

/YMP/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Yanetsy Palomares Pérez

Periodista. Graduada de la Universidad de Camagüey. Reportera de Radio Victoria. Talentosa comunicadora, amante de los temas culturales. en su corta vida profesional ha demostrado la solidez de su formacíón. conductora del programa de televisión Rostros, del canal Tiempo21 Video-TV, con entrevistas a personalidades de la Cultura, Miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. @yanetsy12

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


4 − = cero