Los periodistas de Las Tunas también lloran a Fidel Castro

Los periodistas de Las Tunas también lloran a Fidel CastroLas Tunas.- Al recorrer las redacciones de los medios de prensa en la provincia de Las Tunas se percibe la tristeza que embarga a Cuba; los colegas hablan del mismo tema y lamentan visiblemente la pérdida física del Comandante en Jefe Fidel Castro.

Los periodistas tuneros también manifiestan su dolor por el fallecimiento del líder cubano, cuyo corazón dejó de latir a las 10:29 de la noche del viernes 25 de noviembre, justo cuando se cumplía el aniversario 60 de su salida en el Yate Granma desde México para conquistar la libertad del país.

Graciela Guerrero, periodista del Periódico 26, declaró a Tiempo21 que lo supo por la televisión y sintió un dolor muy fuerte, como un golpetazo. Con voz suave refirió que muchas veces pensó en la posibilidad de su partida física, pero el impacto es tremendo en ella, su familia y todo el pueblo.

Según refiere, su mayor privilegio, durante más de 40 años en la profesión, fue acompañarlo en varias coberturas periodísticas, momentos guardados en su mente como lo más precioso de su carrera.

José Armando Fernández Salazar, periodista del Periódico 26, cuenta que muchos colegas aquí enviaron mensajes por teléfonos celulares para compartir la información y el dolor.

Del otro lado, la primera reacción era pensar ¡No puede ser! ¡Es imposible! Y en verdad Fidel y su ejemplo jamás morirán, porque forman parte de las esencias mismas de la nación, el pueblo y su Revolución.

Anybis Labarta, reportera del telecentro Tunasvisión, cuenta que «las pantallas de los televisores confirmaron que todo era cierto y muchos no pudimos evitar las lágrimas».

Maira Castro, de la emisora provincial Radio Victoria, expresa que su hija le avisó cuando ella estaba acostada y no pudo dormir más.

«Me levanté con la esperanza de que todo fuera una equivocación, pero la pantalla del televisor y las redes sociales confirmaban la noticia, estábamos muy inquietos en casa y llamamos a varios amigos para compartir el dolor entre todos », agregó esta mujer e hizo un breve silencio, como si recordara momentos junto a él.

«Jamás olvidaré las anécdotas de mis abuelos, de cuando escuchaban sobre el joven rebelde en las montañas, de su fuerza cuando la limpia del Escambray, el enfrentamiento a los invasores en Playa Girón, la crisis de los misiles, el ciclón Flora…, el período especial y tantos otros desafíos », dijo la joven colega Yaicelín Palma.

Para la periodista Yenima Díaz Velázquez, el Comandante puso luces en el corazón de su pueblo, y ahí donde laten los sentimientos más profundos tendrá un lugar reservado para siempre.

De igual modo el veterano colega, Joel Lachataignerais Popa precisó que la muerte de Fidel es solo física, porque está donde haya una escuela, un hospital, una institución social para el beneficio de todos.

«La obra de Fidel continuará alumbrando a los más humildes del planeta y será un ejemplo firme y contundente de coraje, fe y amor por la justicia, la dignidad y la soberanía de los pueblos del mundo», afirmó Lachataignerais Popa.

Hay quienes no dicen nada quizás porque no encuentran palabras para expresar su dolor pero el intercambio de miradas tristes y desoladas lo dicen todo, pues Fidel fue como el padre tierno, dedicado, firme y consagrado que se preocupó siempre por nuestro bienestar.

/YDV/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter y Youtube