El Día de Acción de Gracias

El Día de Acción de GraciasLas Tunas.-  Numerosos mensajes con felicitaciones por el Día de Acción de Gracias llegan a muchas personas en el mundo mediante las redes sociales. Unos en Cuba las reciben con beneplácito y otros hasta un tanto extrañados, ya que esta deviene tradición desconocida en estos lares.

No obstante, figura entre las más populares de cuantas son celebradas por los norteamericanos, consideradas la fiesta familiar por excelencia en Estados Unidos, con amplia difusión en otras regiones.

La típica estampa de la familia reunida alrededor de un enorme pavo y una mesa llena de apetitosas viandas llega a nosotros a través de infinidad de fotografías, películas y series.

El motivo de esta celebración es el de dar gracias por todo lo recibido a lo largo del último año, sea en materia de salud, trabajo, bienestar y amor.

Como se puede suponer, esta no es una festividad moderna, pues consta que empezó a celebrarse durante el primer cuarto del siglo XVII. La mayoría de los historiadores apuntan al año 1621 y localizan a quienes iniciaron esta tradición en una Colonia que hoy forma parte del estado de Massachusetts.

Según se argumenta en textos de la época, un grupo de colonos llegaron hasta aquel lugar en el frío invierno de 1620. Iban desprovistos de lo más esencial y a las pocas semanas comenzaron a escasear sus alimentos, algo que provocó que muchos de ellos enfermaran y murieran.

Entrados en la primavera de 1621, un grupo de indios nativos fue al encuentro de los nuevos colonos, mostrándose afables y prestándoles todo tipo de ayuda y enseñanzas para que labrasen sus campos y cultivaran sus propios alimentos. También les enseñaron a pescar y cazar, por lo que los nuevos residentes de la Colonia de Plymouth obtuvieron buenas cosechas.

En agradecimiento a los indígenas les ofrecieron una celebración donde compartieron sus alimentos. Año tras año se tomó la costumbre de reunirse todas las familias de la colonia y dar gracias por todo lo conseguido en los anteriores doce meses. Ese acto es el que se señala como el inicio de la tradicional celebración del Día de Acción de Gracias.

Poco a poco fue extendiéndose la costumbre entre otros colonos, llegando a abarcar la totalidad del territorio norteamericano y convirtiéndose en algo tan popular y arraigado que, en 1863, el presidente Abraham Lincoln proclamó oficialmente el último jueves de noviembre como día de fiesta nacional, con el fin de que todas las familias pudiesen reunirse y celebrar el Día de Acción de Gracias.

Este día se ha convertido en uno de los más especiales y preferidos por la mayoría de familias norteamericanas. Costumbre que aplaudimos desde este archipiélago, respetamos y admiramos convencidos también de la grandeza de las nuestras, esas en las que cenamos con cerdo asado en la Nochebuena, el 24 de diciembre, o las de fin y comienzo de año, en las cuales las cubanas y cubanos nos fundimos todos en una sola familia.

Artículos relacionados

Las Tunas, ciudad que desafía el tiempo

Tania Ramirez

Señora de 98 años recorre su país y el mundo con vitalidad: la Radio Cubana

redigital

Fidel, en la guía del triunfo

Raudel Rodríguez Aguilar

Escribir Comentario