Las Tunas, Cuba. Viernes 24 de Noviembre de 2017
Home > Especiales > Gente > Cuando la sonrisa es doble

Cuando la sonrisa es doble

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
Yarelis Roselló está radiante de felicidad tras el éxito del tratamiento que recibió por sus problemas de infertilidad

(Foto de la autora)

Las Tunas.- Dos vidas palpitan dentro de la joven Yarelis Roselló y ella está radiante de felicidad tras el éxito del tratamiento que recibió por sus problemas de infertilidad, en la provincia de Las Tunas.

Desde muy joven tenía desarreglos menstruales de diez meses y hasta un año, pero uno no le da mucha importancia en esa edad porque todavía no es tiempo para la reproducción, explica Yarelis.

«En el 2011 tuve un embarazo y lo perdí. Ya mi esposo y yo llevábamos cinco años intentando la concepción, sin resultados, y me decidí ir a la consulta de infertilidad de mi área de salud; me detectaron ovarios poliquísticos.

«Hice varios tratamientos, siempre con fármacos como medroxiprogesterona, clomifeno, y un chequeo total de mi salud.

«En octubre sospeché que estaba embarazada. El 17 de diciembre me examinaron, ya tenía nueve semanas con cuatro días y me dijeron que eran dos. Yo quería que fueran dos, y por suerte varones, pienso nombrarlos César y Sergio».

Estás ingresada en el Hospital Ernesto Guevara de Las Tunas, ¿Por qué te traen a la institución?

«Los embarazos gemelares a partir de las veinte semanas se deben ingresar para evitar riesgos. Yo tengo más riesgo por los problemas de infertilidad, aunque nunca presenté ningún problema.

«Casi siempre hasta las 37 semanas estamos aquí. Ya tengo 35 semanas y espero que todo salga bien».

La pareja muchas veces pierde el tiempo ideal para la concepción ¿A qué edad sugieres comenzar a preocuparse?

«No esperar a que uno tenga más de veinte años, hay que preocuparse y atenderse con tiempo, sobre todo cuando hay desarreglos menstruales. También, a veces se espera mucho para concebir, porque es cierto que la situación está difícil, pero cuando uno está algo acomodado debe comenzar a intentarlo. Sugiero no parir antes de los veinte para aprovechar bien las etapas de la vida.

«Yo tuve la suerte de empezar con treinta años el tratamiento y salir embarazada a los 31, pero muchas parejas pasan hasta diez años y nada».

Yarelis es pianista y profesora de la Escuela Vocacional de Arte de Las Tunas y muy pronto será una mujer completamente ocupada, pero feliz. César y Sergio son sus orgullos y la certeza de que los anhelos se convierten en realidad.

En Las Tunas existen consultas en las áreas de salud de los ocho municipios de la provincia para tratar a las parejas con problemas de infertilidad y desde hace poco más de un año un Centro de Reproducción Asistida con trece embarazos en curso.

/ymp/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos   en Twitter y Youtube

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Darletis Leyva González

Periodista, graduada de la Universidad de Oriente. Se desempeña como reportera con excelentes resultados en su gestión diaria. Es aguda en sus trabajos de opinión. Una de sus características es contar historias de vida en la que el factor humano está siempre presente. Atiende los temas de salud, entre otros. Miembro de la Unión de Periodistas de cuba, premiada en varios concursos. @DarletisLG

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


3 × siete =