Las Tunas, Cuba. Martes 17 de Octubre de 2017
Home > Especiales > Gente > Aplausos para Quesada Kindelán, decano del periodismo en Las Tunas

Aplausos para Quesada Kindelán, decano del periodismo en Las Tunas

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
Aplausos para Quesada Kindelán, decano del periodismo en Las Tunas

Escuche entrevista:

Las Tunas.- La alegría y el optimismo son dos de las principales características del hombre, el profesor, el ejemplo y el destacado periodista que se reúnen en una sola persona, Luis Manuel Quesada Kindelán, un Quijote de los tiempos modernos, dispuesto siempre a empuñar su lanza contra las cosas mal hechas y defensor incansable de la Revolución Cubana.

Antes de enero de 1959 vivió con carencias y penurias y a veces considera que no pudo pasar por esa etapa linda que es la adolescencia porque desde los ocho o nueve años de edad tuvo que trabajar para ayudar la familia.

«Hice muchas actividades, limpiar zapatos, trabajar en fondas y como ayudante de cocina.  También estudié hasta octavo grado en la única escuela de ese nivel que había en esta ciudad, en la calle 24 de febrero.  Fui uno de los pocos pobres de aquella época que pudo hacerlo.  Y hasta ahí llegué porque no había enseñanza superior.  Se podía hacer el bachillerato pero en escuelas privadas.  Y mi familia no podía darse el lujo de pagarlas.  Tuve que dedicarme entonces a trabajar».

Siempre tuvo mucha inclinación por el periodismo. A esa edad, se incorporó a una organización juvenil, exactamente a una Logia, en la que había muchos jóvenes revolucionarios con inquietudes políticas, culturales y sociales.

«Me ayudó mucho el contacto con esos compañeros para acercarme más al periodismo.  Hicimos un programa de radio en la entonces Radio Tunas.  Pude compartir con muchas personas y aprendí de ese medio de prensa.  Colaboré con los periódicos de la localidad y así comencé en este maravilloso mundo, siempre de forma voluntaria.  Sencillamente lo hacíamos porque nos gustaba la actividad».

El triunfo de enero de 1959 le abrió nuevos horizontes y fue como una luz que le dio la oportunidad de cumplir sus sueños.

«Había ingresado en la escuela de Comercio, en el año 1957.  Los estudiantes hacíamos huelgas y participábamos en manifestaciones.  Y por eso la cerraron.  Con la Revolución me reintegré a esa formación pero no pude terminar el curso de Contabilidad porque se me planteó por la dirección del Movimiento 26 de julio, la necesidad de apoyar una idea de Fidel Castro Ruz, que era la de los jóvenes Cinco Picos en la Sierra Maestra.  Después estuve un año en Playa Girón, en la escuela de pesca. Regresé en 1963 a trabajar en Propaganda y Divulgación del Partido Comunista de Cuba. Tuve la oportunidad de laborar con Rossano Zamora, Gallo, responsable de la publicación del periódico El Trabajador, el primero de la Revolución en el territorio».

Fue hasta director de ganadería en una granja agropecuaria pero nunca perdió el vínculo con la Unión de Periodistas de Cuba ni con sus compañeros.

«Continuaba colaborando con la radio y los periódicos, hasta que en el año 1971 ingresé oficialmente a la emisora Radio Victoria.  Es una satisfacción haber estado tanto tiempo al lado de compañeros tan valiosos porque el valor no lo da solamente la experiencia sino la voluntad que pueda tener una persona por hacer las cosas bien, por cumplir con su deber, por ser eficiente en su trabajo, por tener un espíritu de superación constante…».

Es el decano de los periodistas de la provincia de Las Tunas; ya se jubiló; pero, sigue estando presente.

«Digo, con orgullo, que el ser uno de los periodistas de la tercera edad me ha dado la posibilidad de ver transitar a muchos colegas por nuestros medios y nos sentimos contentos cuando conversamos sobre las nuevas generaciones de periodistas.  Los de más edad fuimos empíricos hasta que pudimos hacer la Licenciatura en Periodismo.  Yo me gradué en 1978».

Sabe que el futuro de la prensa está garantizado con los jóvenes y eso lo satisface mucho.

«Ha venido toda una pléyade de estudiantes, con la formación más acabada, con mayores conocimientos, con mucho dinamismo y me parece que el futuro del periodismo está muy seguro.  Y esa es la mayor satisfacción que siento, ver que aquel pequeño grupo creció y se convirtió en un ejército valioso y talentoso».

No deja huellas materiales pero sí numerosas anécdotas y enseñanzas que constituyen ejemplos para todos los representantes de la prensa en el territorio por lo que es merecedor de todos los aplausos.

/ymp/

Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos   en Twitter y Youtube

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Yenima Díaz Velázquez

Periodista. Máster en Ciencias de la Comunicación. Fue jefa de Redacción y subdirectora del Sistema de Radio en la provincia de Las Tunas. Como reportera se destaca por su sensibilidad para las historias de vida a través de entrevistas. Miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. Ama por sobre todas las cosas a sus hijos Johana y Oscarito, le facsina el color verde y es amante de la naturaleza, la música. Para ella el amor abre cualquier puerta y la amistad es un puente para sustentar la vida. yenimadv@enet.cu Blog: http://www.soydelastunas.blogspot.com

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


3 + = siete