Cuartel de Infantería entre los vestigios de la historia

cuartel28columnas
Huellas arqueológicas del antiguo Cuartel de Infantería entre los vestigios de la historia.

Las Tunas.- La preocupación de la Corona Española por proteger a lo que era el pueblo de esta actual ciudad, data del período anterior a las guerras de independencia, para lo cual se designaron las construcciones de fortificaciones militares y una de ella fue el llamado Cuartel de Infantería o de las 28 Columnas, cuyos vestigios se observan en la sede actual del Centro Escolar José de la Luz y Caballero.
Su construcción de madera y guano, inicialmente fue terminada aproximadamente en la década de 1850, y por las constantes solicitudes de los vecinos de la zonas aledañas por el peligro a un incendio, el gobernador por esa época  decidió se construyera el cuartel de mampostería y es así como aparece en los planos históricos del año 1869, el llamado Cuartel de Infantería.
En el año 1876 cuando se produjo el ataque a la ciudad por el General Vicente García, el Cuartel de Infantería constituía ya una de las fortalezas más notables de Tunas que fue tomada por tropas mambisas al mando de José Miguel Capote.
El Cuartel de Infantería era el más seguro y hermosos de los edificios de la Ciudad de las Tunas en época de la Colonia y ocupaba una manzana completa: la que hoy enmarca las calles 13 de octubre, Lucas Ortiz, 24 de febrero y Vicente García.
Su fachada se extendía desde las calles 13 de octubre hasta 24 de febrero, en una extensión aproximada de 96 metros y contaba con 28 sólidas columnas toscanas, separadas entre sí, cuyas alturas se elevaban aproximadamente a cinco metros.
La función principal del Cuartel de las 28 columnas por su situación estratégica era proteger la entrada de la ciudad, para la cual contaba con una guarnición cercana a 300 soldados bien pertrechados.
Este Cuartel fue quemado y destruido en el asalto a la ciudad por las tropas de Calixto García en 1897, y quedaron en el lugar huellas de sus cimientos y un pequeño tramo de una de las columnas, identificado con una tarja.
Hoy a la vuelta de tres siglos los habitantes de esta ciudad tienen la posibilidad de constatar las ruinas de lo que fue en sus tiempos lejanos el más seguro y hermoso de los edificios de Las Tunas, antiguo bastión militar del colonialismo español en la urbe.
/ymp/
Comente con nosotros en la página de Facebook y síganos en Twitter
 

Artículos relacionados

Recuerdan hoy paso del cortejo fúnebre de Fidel por Las Tunas

Julián Velázquez

Mastrapa y su madera de mambí

Miguel Díaz Nápoles

Las Tunas, ciudad que desafía el tiempo

Tania Ramirez

Escribir Comentario