Juan Almeida

Fiel, guapo y martiano, así era Almeida; un ser humano sensible y bohemio de cuya pluma salieron más de 300 canciones y una docena de libros, dejando claro ante la Historia que la sensibilidad creativa y la lucha de balas y combate por una causa justa, en este país, distan mucho de ser ideas y concreciones  divorciadas.
Jaranero, sencillo, esquivo al hablar de sí mismo y lejos, lejísimos,  de la palabra «protagonismo» al citar  su paso por el Ejército Rebelde y la obra revolucionaria después del triunfo, su vida misma es una prueba  irrefutable de lo que es  cubanía: pasión, respeto, ímpetu, ganas, provenir.
Juan Almeida murió un día como hoy hace ya seis calendarios.

almeida-joven

salida-prision-modelo-almeida

almeida-fidel

almeida-junto-al-pueblo

almeida-raul-castro

almeida-en-las-tunas-limpia-zapatos

cepelio-almeida

/edc/
 
 
 
 

Artículos relacionados

Por sus manos fluye la magia de la radio

Angel Luis Batista Santiesteban

Ellos, los imprescindibles de la vida

Angel Luis Batista Santiesteban

El hombre que palpita en cada pecho de cubano

Angel Luis Batista Santiesteban

Escribir Comentario