• Portada
  • Opinión
  • El cuidado de la piel: garantía de salud y unas felices vacaciones
Opinión

El cuidado de la piel: garantía de salud y unas felices vacaciones

Transcurre el verano, los días se tornan cada vez más calientes y el astro rey nos castiga como si quisiera cobrarse la belleza de la etapa estival.

Niños, adolescentes, jóvenes y adultos llenan los campismos, playas y otros sitios de recreo al aire libre, única oportunidad de escapar del intenso calor.

La mayoría de ellos visten ropas frescas: las damas, blusas con un hombro descubierto y los famosos topes; camisetas y shorts, los caballeros. Casi todos calzan sandalias para andar livianos, como si huyeran de las sofocantes temperaturas.

Solo algunos se protegen la piel debidamente en los horarios en que más fuertes son las radiaciones solares. ¿Acaso no se hablado bastante sobre el tema? ¿O es que los dictados de la moda determinan su vestuario?

Puede ser que muchos de estos veraneantes, sobre todo los jóvenes, no conozcan en toda su dimensión el peligro a que se someten; pero, esta “inconsciente desprotección” puede llevarlos a lamentar quemaduras muy molestas o, en el peor de los casos, una enfermedad tan indeseable como el cáncer de piel.

Una de las medidas que sugieren los especialistas es usar bloqueador o protector solar; pero, en ocasiones esto no es suficiente, o el producto no está a nuestro alcance. Por eso es atinado pensar en llevar la ropa adecuada.

Camisas o blusas de manga larga y pantalones, hechos de telas sueltas, preferiblemente de tejido de algodón y colores claros. También es muy importante un sombrero de ala ancha que pueda darle sombra a toda la cara y gafas oscuras para proteger los ojos.

Mientras se practican actividades al aire libre como montar en bici, leer o pasear por la playa, es bueno tomar el sol. Pero, hay que evitar las exposiciones largas y en el horario comprendido entre las diez de la mañana y cuatro de la tarde, cuando más fuertes son las radiaciones solares, siempre teniendo presente que en Cuba el horario de Sol intenso se extiende hasta muy tarde.

Quienes toman el sol mucho tiempo con el fin de dorarse, pueden sufrir quemaduras en la piel en diferentes áreas del cuerpo, e incluso pueden llegar a padecer síntomas generales como fiebre, náuseas y problemas circulatorios.

La piel comienza a envejecer con celeridad después de  los 30 años, pero todo el cuidado que hayamos tenido con ella desde niños será importante para evitar las arrugas precoces, las manchas oscuras y la tez seca. La mejor manera de disminuir el riesgo de cambios cutáneos es proteger la piel del sol.

Especial cuidado hay que tener con los niños menores de dos años, pues se recomienda que no se expongan directamente a la luz solar durante el día, y con los mayorcitos lo mejor es cubrirlos bien para que puedan disfrutar sus vacaciones sin riesgos de una insolación.

Teniendo cuenta estas recomendaciones, disfrutaremos de un verano más feliz y saludable. Vale tener presente la máxima: Lo que hagas hoy por tu salud será de mayor beneficio mañana, cuando los años le pasen la cuenta a tu piel.

Artículos relacionados

Apostemos por una escuela más integral

Telma Machado Escanio

Consumir lo nuestro

Yanetsy Palomares Pérez

El legado de la Generación del Centenario, inspiración profunda para los jóvenes de hoy

2 comentarios

como combatir celulitis 2 agosto, 2015 at 14:44

Asi es, mas cuando toca ir a la playa y tenemos las pienas libres de celulitis.

Respuesta
martha 19 junio, 2016 at 0:41

Es terrible no tener la delicadeza de poner a tono la piel de cada una de nosotras, la verdad que para ir a playa a ninguna mujer le gustaría ir llena de celulitis, muy buen articulo aunque le agregaría algunos tips para saber como eliminar la celulitis….

Respuesta

Enviar Comentario


dos + = 5