Las Tunas, Cuba. Martes 24 de Octubre de 2017
Home > Las Tunas > Trabajan en Las Tunas por disminuir efectos de la desertificación y la sequía

Trabajan en Las Tunas por disminuir efectos de la desertificación y la sequía

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
Trabajan en Las Tunas por disminuir efectos de la desertificación y la sequía

El humus de lombriz es uno de los abonos orgánicos más importantes para mantener la calidad de los suelos.

Las Tunas.- El uso de fertilizantes orgánicos como el biocompost, humus de lombriz y el abono directo con restos de cosechas es una de las alternativas que practican sistemáticamente los productores de alimentos en la provincia de Las Tunas para mejorar los rendimientos debido a la mala calidad de los suelos.

Las deficiencias nutritivas de ese recurso y la disminución de las precipitaciones, fenómenos recurrentes en los ocho municipios, son los principales problemas que reporta el territorio tunero este 17 de junio, cuando el mundo celebra el Día contra la Desertificación y la Sequía.

En el territorio, unos 700 kilómetros al este de La Habana, los suelos presentan varias limitaciones para favorecer mayores producciones de viandas, granos, hortalizas, tabaco y árboles frutales o maderables; entre ellas problemas de drenaje, erosión, salinidad, acidez y baja fertilidad natural.

A propósito de celebrar este 2015 el Año Internacional de los Suelos, el Máster en Ciencias Amado Luis Palma, especialista principal de Gestión Ambiental en la delegación provincial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, precisó que aquí se elabora un programa vinculado a la degradación de la tierra para dar respuesta a esa situación.

Puntualizó que en el esfuerzo por mejorar y restaurar el importante recurso, se incorporan nuevas tecnologías de labranza y se acometen otras acciones como el arrope, drenaje y la siembra de cultivos de cobertura que elevan la fertilidad del terreno.

Además, en el territorio tunero se practica la subsolación de los suelos, surca contra la pendiente y el fomento de fajas hidrorreguladoras en las zonas próximas a ríos y presas.

En cuanto a la sequía, en los últimos años en Las Tunas, las precipitaciones históricas han descendido de forma alarmante y si a eso se suma que el territorio no es abundante en riquezas hídricas, es necesario hacer un cambio de mentalidad para optimizar el uso del agua.

Desde 1996 se celebra el Día Mundial contra la Desertificación y la Sequía, fecha instaurada por la Asamblea General de las Naciones Unidas en el año 1994, con el propósito de fomentar la conciencia pública sobre ese tema.

/mdn/

Lea más:

Los suelos, un recurso que requiere protección

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Yenima Díaz Velázquez

Periodista. Máster en Ciencias de la Comunicación. Fue jefa de Redacción y subdirectora del Sistema de Radio en la provincia de Las Tunas. Como reportera se destaca por su sensibilidad para las historias de vida a través de entrevistas. Miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. Ama por sobre todas las cosas a sus hijos Johana y Oscarito, le facsina el color verde y es amante de la naturaleza, la música. Para ella el amor abre cualquier puerta y la amistad es un puente para sustentar la vida. yenimadv@enet.cu Blog: http://www.soydelastunas.blogspot.com

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


× 4 = doce