Las Tunas, Cuba. Lunes 25 de Septiembre de 2017
Home > Opinión > Comenzó el 2015: a poner cimientos para lograr las metas

Comenzó el 2015: a poner cimientos para lograr las metas

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Solidarios, alegres, generosos al compartir, sin amilanarse ante los obstáculos, así puede calificarse a los  cubanos, entre quienes es común el uso de los refranes, como  “La hierba que está pa\’ uno, no hay vaca que se la coma”, cuando alcanzan algún deseo propuesto y que al fin llega.

Ya comenzó un nuevo año, recibido con alegría entre familiares y amigos, tras despedir el anterior, días en que muchos aprovecharon para  \”Chupar el rabo a la jutía” (emborracharse) y la mayoría trazó planes para este 2015, pero cuidado, porque “Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente”.

Este último refrán es aplicable a aquellos que olvidan la exactitud para llegar en el momento indicado al lugar donde planificaron ir, o no son sistemáticos en su labor.

Como valores muy positivos en las relaciones humanas y en el intercambio de servicios en la convivencia cotidiana se inscriben la puntualidad y también la perseverancia.

Es cierto que a veces no depende de nosotros llegar a la hora precisa, por problemas con el transporte o porque en el último momento antes de salir de la casa surgió una situación imprevista, pero no siempre existen esas razones.

Para los morosos resulta conveniente anotar el día anterior en una hoja de papel las actividades de la jornada siguiente, pedir a quienes les rodean que los alerten sobre la hora que deben hacer esas tareas o hasta buscar la compañía de algunos que se dirigen al mismo lugar y lo hacen con puntualidad.

De esa forma evitarán  escuchar “Que te compre quien no te conozca” (no me fío de tí), o también \”Más rollo que película\” (Hablador. Decir mucho y hacer poco).

Quienes no son de esta Isla se preguntan cómo se las arregla el cubano para hacer uso del refranero popular y  catalogar algún hecho o encontrar el chiste oportuno cuando un momento se torna tenso.

Es recurrente escuchar “A falta de pan, casabe” (si no hay lo que quiero, quiero lo que hay), así se las ingenia para contrarrestar carencias y resolver determinada situación.

Los cubanos poseemos una particular manera de ser en la que sobresale la solidaridad y la alegría; por eso no es extraño escuchar: “Al mal tiempo, buena cara”.

Y traigo a colación estos refranes porque forman parte también de nuestra herencia literaria y lingüística y representan expresiones de la conciencia nacional.

Por eso, ahora que comenzó 2015 no debemos dormirnos en los laureles, ni estar pensando que “La hierba que está pa’ uno, no hay vaca que se la coma”, vamos desde este instante a ponernos en función de fomentar los cimientos para lograr las metas.

Afortunados son quienes integran el grupo de los optimistas y son capaces de  aprovechar lo mejor posible sus talentos personales innatos, tanto en función de la comunidad como de su persona. (María Elena Balán SainzAgencia Cubana de Noticias)

/mdn/

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


+ 1 = dos