El ayer y el hoy del municipio de Amancio

El ayer y el hoy del municipio de Amancio
Monumento a Amancio Rodríguez, revolucionario cuyo nombre da lugar al sureño municipio.

Amancio.- El gran Benny Moré cantó al poblado de Guayabal, cuna del también intérprete cubano Tiburón Morales. También alegra el alma el trovador Gaspar Esquivel y con el amor de esas importantes figuras de la cultura viven los habitantes del municipio de Amancio, que hoy impulsan diferentes programas sociales y económicos.
Ese pedazo de la geografía tunera, al sur del territorio y bañado por las aguas del golfo de Guacanayabo, ya no es la misma tierra, olvidada y sufrida, que encontró el amanecer glorioso del primer día de enero de 1959.
Ahora el municipio de Amancio, de la oriental provincia de Las Tunas  tiene una gigantesca obra que es orgullo del pueblo pues reina allá la justicia y el humanismo, con las personas en el centro del desarrollo de la salud, educación, el deporte, la cultura, seguridad social y otras aristas.
Los niños son prioridad y alegra saber que antes la mortalidad infantil superaba los 60 fallecidos por cada mil nacidos vivos; y como promedio, ahora esa tasa es inferior a cinco, lo que no logra la mayoría de los países de este mundo. Además, la esperanza de vida al nacer creció, de 55 a 80 años.
En la educación también se registran cambios.  Había un índice de analfabetismo superior al 30 por ciento y en la actualidad se reportan elevados niveles de instrucción y formación profesional con casi cinco mil 300 estudiantes y más de mil 180 docentes.
La salud creció de dos o tres médicos e igual cantidad de enfermeras empíricas a 156 doctores, 314 enfermeros y 310 técnicos.
En deportes, Amancio acumula dos medallas olímpicas, nueve en campeonatos mundiales, cuatro en Juegos Panamericanos y nueve en Centroamericanos.
Ejemplos hay muchos más de cuanto ha cambiado el sureño municipio, hacia sí mismo y hacia los demás pues unos dos mil 500 de sus hijos han cumplido misiones internacionalistas civiles y militares a lo largo de los 56 años de la Revolución Cubana.
Esa es la realidad del sureño municipio, otrora olvidado a su suerte y ahora con indicadores en varias esferas que cumplen las demandas de Amancio Rodríguez Herrero, José Oviedo Chacón y otros mártires que lucharon por las conquistas que tenemos hoy, gracias al primer amanecer de 1959.
/mdn/
 

Artículos relacionados

Apicultores de Las Tunas en busca de las 530 toneladas de miel

Miguel Díaz Nápoles

Desarrollan en Cupet Las Tunas acciones de prevención en Jornada Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo

María Esther Pupo Hechavarría

Experimenta recuperación trabajo por cuenta propia en Las Tunas

Ordey Díaz Escalona

Escribir Comentario