Opinión

Líneas perdidas en el Día de la Niña

día de la niñaLas Tunas-. Confieso que quedé un poco turbada cuando leí que hoy es el Día  Internacional de la Niña, instaurado por las Naciones Unidas desde diciembre de 2011 con la intención de erradicar la violencia que existe contra ese sector de la sociedad.

Y claro, tampoco vivo en la luna, sé de lastres que acompañan a las infantes  en el mundo con mayor incidencia  y algo he leído, quizás no todo lo que debiera, de prácticas todavía  latentes y crueles como la tan denigrante   circuncisión femenina.

Por eso  en este  día de la niña aposté, más que por mirar la sonrisa amplia de mi hija y pensar en las cosas buenas que quiero para su futuro, en revisar un poco del  dilema que es la vida para muchas en el planeta hoy, y las cifras que encontré, en una búsqueda muy sencilla, son alarmantes.

Informes de la ONU difunden datos de susto: 150 millones de niñas han sido víctimas de  violencia sexual,  140 millones de niñas y mujeres han sido mutiladas genitalmente, 14 millones contraen  matrimonio  obligatorio  cada año  y se estima, más de 65 millones, no pueden ir a la escuela.

Son también las bisoñas de este sexo débil las más vulnerables ante los conflictos armados y abusos, golpizas, asesinatos y mutilaciones también tienen, mayormente, nombre de mujer en este mundo nuestro.

También son niñas las que tienen menos acceso  a la educación, la salud, la información y  los recursos económicos;  quizás por eso, entre otras razones tristes, es que se mantiene el embarazo precoz como la primera causa de muerte de adolescentes en el planeta.

No encontré nada, en las cosas que leí, que me hiciera sentir orgullosa de tener, establecido, un Día para la Niña.; pero sí hallé muchas cosas necesarias de ser cambiadas, elementos culturales, arraigados hasta la simiente en sociedades de marcado carácter patriarcal.

Encontré excusas y carencias que ponen a las féminas en el centro de los conflicots, las vuelven premio o castigo,  egún sea el caso y le tronchan los sueños y las posibilidades  de ser y de hacer.

 

 

 

 

Artículos relacionados

Que la formalidad no destruya las buenas ideas

Adialim López Morales

Fin del bloqueo a Cuba, un reclamo de la comunidad internacional

Redacción Tiempo21

Pensar en Camilo todos los días

Redacción Tiempo21

Enviar Comentario


+ cinco = 9