Las Tunas, Cuba. Jueves 23 de Noviembre de 2017
Home > Las Tunas > Barbados, un dolor que perdura desde hace 38 años

Barbados, un dolor que perdura desde hace 38 años

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Las Tunas.- No conocí a los tuneros Carlos Miguel Leyva González ni a Leonardo McKenzie Grant.  La vida no me dio la oportunidad pues yo apenas tenía 3 años y unos meses cuando ellos viajaron a la eternidad en las costas de Barbados, desde la nave CU 455 de Cubana de Aviación que los traía de regreso a casa, luego de que el equipo juvenil de esgrima llenara de brillo al deporte cubano.

Nunca vi sus cuerpos ni escuché sus voces. Solo escasas fotografías me hablaron de su vocación por espadas, sables y floretes y de la risa, la alegría y los triunfos que cosecharon en tan jóvenes carreras.

Sus cuerpos dejaron de existir, lastimados por dos bombas que estallaron en pleno vuelo en lo que aún se considera una de las acciones terroristas más duras que ha sufrido el pueblo cubano desde que en enero de 1959 decidiera transformar la sociedad en busca de justicia social.

Corría el año 1976. Era 6 de octubre, como hoy, y 73 personas volaban tranquilas, junto a sus sueños y responsabilidades, en un viaje que terminó de repente, cuando el avión cayó al mar.

La travesía comenzó en el aeropuerto de Timehri, Guyana, con destino a Piarco, Puerto España, capital de Trinidad y Tobago. Allá abordaron Carlos Miguel, Leonardo y sus compañeros, quienes esperaban luego de viajar desde Venezuela, donde ganaron todas las medallas de oro en el Campeonato Centroamericano y del Caribe de esa disciplina.

Todos llegaron al aeropuerto internacional de Seawell, en Barbados y, como ratas, salieron de la nave los terroristas venezolanos Hernán Ricardo y Freddy Lugo, dejando tras de sí una sentencia de muerte, en forma de pasta dental Colgate llena de explosivo C4, dictada desde la comodidad de su exilio por Orlando Bosch y Luis Posada Carriles.

Acababa así la vida de 57 cubanos, 11 guyaneses y cinco coreanos y empezó así su inmortalidad tanto en la historia como en el corazón de las personas justas que todavía hoy reclaman justicia al gobierno de Estados Unidos para que cese la impunidad de la que disfruta Posada Carriles, máximo responsable del atentado.

El 15 de octubre de 1976 un millón de personas asistió a la despedida de las víctimas, junto al líder de la Revolución Cubana, Comandante en Jefe Fidel Castro, quien pronunció un discurso lleno de dolor y grandeza, en el que denunció el hecho y expresó:

“¡Nuestros atletas sacrificados en la flor de su vida y de sus facultades serán campeones eternos en nuestros corazones!  ¡Nuestros tripulantes, nuestros heroicos trabajadores del aire y todos nuestros abnegados compatriotas sacrificados cobardemente ese día, vivirán eternamente en el recuerdo, en el cariño y la admiración de nuestro pueblo! ¡Una patria cada vez más revolucionaria, más digna, más socialista y más internacionalista será el grandioso monumento que nuestro pueblo erija a su memoria y a la de todos los que han caído o hayan de caer por la Revolución! No podemos decir que el dolor se comparte. El dolor se multiplica. Millones de cubanos lloramos hoy junto a los seres queridos de las víctimas del abominable crimen ¡Y cuando un pueblo enérgico y viril llora, la injusticia tiembla!”

Aunque no conocí a Carlos Miguel Leyva González ni a Leonardo McKenzie Grant siento que sus vidas siguen en mí y en todos los tuneros y que no quedaron truncas en el cielo y las aguas de Barbados. Hoy caminan por las calles de esta ciudad en el recuerdo de quienes los admiramos aunque el almanaque marque hoy 38 años de ese inolvidable crimen.

/ymp/

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Yenima Díaz Velázquez

Periodista. Máster en Ciencias de la Comunicación. Fue jefa de Redacción y subdirectora del Sistema de Radio en la provincia de Las Tunas. Como reportera se destaca por su sensibilidad para las historias de vida a través de entrevistas. Miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. Ama por sobre todas las cosas a sus hijos Johana y Oscarito, le facsina el color verde y es amante de la naturaleza, la música. Para ella el amor abre cualquier puerta y la amistad es un puente para sustentar la vida. yenimadv@enet.cu Blog: http://www.soydelastunas.blogspot.com

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


cuatro × = 12