Las Tunas, Cuba. Martes 24 de Octubre de 2017
Home > Los Cinco > Caso de los Cinco: 16 años es demasiado tiempo

Caso de los Cinco: 16 años es demasiado tiempo

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Caso de los Cinco: 16 años es demasiado tiempo   La Habana.- El juicio y condena a cinco antiterroristas cubanos en Estados Unidos ha sido la negación misma del sentido más elemental de justicia, afirmó la activista y defensora de los derechos humanos Graciela Ramírez en ocasión de cumplirse 16 años del arresto de esos hombres.

Para esta argentina, vinculada desde joven a las luchas por hacer mejor al mundo, Washington descargó todo el odio contra Cuba en Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Antonio Guerrero, Fernando González y René González.

“Estados Unidos pretende no solo castigar en cinco inocentes a la Revolución cubana, sino sustraerle a nuestros pueblos el derecho a la vida, es decir el derecho a defenderse del terrorismo”, afirmó Ramírez en entrevista con Prensa Latina.

Pero ella confía en que se formará ese “jurado de millones que nos propone Gerardo”, el cual más temprano que tarde terminará con la injusticia que inició aquella madrugada del 12 de septiembre de 1998 cuando fueron arrestados en Miami.

Admira Graciela “la enorme solidaridad que rodea al caso”, pues es ese apoyo “el escudo que ha protegido la vida de los Cinco y en particular la de Gerardo, el más castigado de ellos (dos cadenas perpetuas más 15 años), alojado en una prisión de alta seguridad en California”.

Cada carta que llega a las prisiones “desde lugares tan lejanos de toda la geografía del planeta, cada letra o dibujito de un niño cubano desde El Cabo de San Antonio a Maisí, expresa la ternura, el apoyo, el cariño que los acompaña en esta resistencia y deja constancia a sus carceleros que millones de cubanos y amigos de todo el mundo están esperando su regreso”.

Y no se trata, dijo, de “una espera pasiva porque está colmada de demostraciones extraordinarias. Desde el matutino que actualiza el caso en una escuela secundaria cubana, al debate en una universidad en Boston con un gigante como Noam Chomsky defendiendo esta causa.

¿Cuál es el gran desafío de la solidaridad internacional?

Desde que se dio a conocer el caso en el año 2001 miles de personas se han manifestado una y otra vez frente a las sedes de las embajadas de Estados Unidos en el mundo reclamando la libertad de los Cinco.

Así que el desafío es canalizar esa enorme energía en acciones que repercutan en el pueblo norteamericano para dar a conocer el caso, lograr que las voces de parlamentarios lleguen a sus homólogos en Estados Unidos y obtener un mayor impacto en las redes sociales. Estas tres cuestiones son vitales.

En el trabajo en las redes sociales no se ha comprendido aún la magnitud que tienen en el momento actual, donde las nuevas tecnologías dejan muy atrás los métodos tradicionales del trabajo divulgativo.

Esto es algo importante que tenemos que trabajar fuertemente si queremos que el mensaje llegue al pueblo estadounidense.

Como defensora de los derechos humanos, ¿podría hacer algunas analogías con otros casos que hayan conllevado a una batalla de años por lograr la justicia?

Hay muchos casos de prisioneros políticos en los se ha tenido que trabajar por muchos años: los prisioneros de las dictaduras militares de América Latina, los presos palestinos por los que se sigue trabajando hasta hoy.

Los casos más emblemáticos como el de Nelson Mandela, Rafael Cancel Miranda, Lolita Lebrón, y hoy mismo, los Cinco, Oscar López Rivera, Mumia Abujamal, Leonard Peltier y tantos otros cuya negación de justicia hace que se tenga que trabajar intensamente durante muchos años.

En cuanto al apoyo internacional al que más se asemeja es al de Mandela, pero aún falta bastante por hacer.

Actualmente René y Fernando están en Cuba, pero antes tuvieron que cumplir completas sus condenas y no podemos resignarnos a eso con los otros tres compañeros que permanecen en prisión.

¿Cuáles son las acciones más destacadas durante la jornada internacional del 4 de septiembre al 6 de octubre?

En todo el mundo se realizarán infinidad de acciones desde Rusia hasta Argentina. Habrá pronunciamientos, plantones, manifestaciones frente a las embajadas de Estados Unidos, presentaciones de libros, artículos en la prensa, exposiciones, envío de miles de tarjetas, cartas y documentos a Obama.

Espacios dedicados a la denuncia y solidaridad del caso en las más importantes fiestas de los partidos de izquierda europeos, multiplicidad de acciones en toda América Latina y el Caribe, así como el X Coloquio Internacional en La Habana.

Creo que la Jornada ya es un éxito porque está movilizando a miles de personas en todo el mundo.

Detalles sobre el 12 de septiembre en Washington

El lobby en el Congreso, la vigilia frente a la Casa Blanca, el conversatorio en la Universidad de Leyes, la exposición de las 16 pinturas de Antonio “Absueltos por la Solidaridad”, el foro público con personas de relevancia en la sede de un sindicato.

Todo lo que se hace en Estados Unidos y particularmente en Washington, por pequeño que parezca, es de suma importancia porque se toca directamente a las puertas de quienes tienen el poder de liberarlos.

Faltan dos años para el fin de la administración del demócrata Barack Obama, ¿cómo aprecia el escenario respecto al caso de los Cinco?

El escenario actual es más esperanzador, son muchas las voces de disímiles sectores desde oficiales electos, académicos, religiosos, importantes hombres de negocios y de opinión pública que piden un cambio de la fracasada política de Estados Unidos hacia Cuba.

Ese cambio comienza fundamentalmente por liberar a Gerardo, Ramón y Antonio. Hasta el último día de la administración Obama estaremos esperando un gesto humanitario que lo diferencie de sus antecesores, para que no pase a la historia como el presidente negro que ganó una elección histórica prometiendo lo que jamás cumplió.

 

Tiene una gran oportunidad en estos dos años de mandato, está al alcance de su mano y lo agradecería no solo el pueblo cubano sino la humanidad. Solo le pedimos que haga lo correcto.

El expresidente James Carter advirtió hace cuatro años que la retención de los cinco cubanos no tiene sentido, porque ha habido dudas en los tribunales estadounidenses y también entre las organizaciones de derechos humanos en el mundo.

En ese momento Carter manifestó su esperanza de que en el futuro cercano sean liberados para que regresen a sus hogares. Sencillamente, 16 años de cárcel es demasiado tiempo. (Deisy Francis Mexidor/Prensa Latina)

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


1 × cuatro =