Las Tunas, Cuba. Martes 22 de Agosto de 2017
Home > Opinión > Retos y desafíos para Cuba 2014

Retos y desafíos para Cuba 2014

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
El envejecimiento de la población y la baja natalidad constituyen hoy importantes retos para Cuba.

El envejecimiento de la población y la baja natalidad constituyen hoy importantes retos para Cuba.

Pedro Martínez Pírez

Cuando hace 40 años, en Budapest, escuché a los dirigentes húngaros de entonces hablar de políticas para alentar la natalidad en ese país, estaba lejos de imaginar que en La Habana, en agosto de 2014, leería en un periódico cubano, un titular de primera página indicando que “se desarrollan acciones para incrementar la natalidad en Cuba”.

Y es que el envejecimiento de la población y la baja natalidad constituyen hoy importantes retos para Cuba, país que al mismo tiempo sufre desde 1966 las consecuencias de la llamada Ley de Ajuste Cubano, aprobada por el Congreso de los Estados Unidos para estimular las salidas ilegales de su vecino archipiélago caribeño.

El reciente censo efectuado en Cuba indica que 18,3 por ciento de la población rebasa ya los 60 años de edad, gracias en gran medida a los adelantos de la medicina cubana y a la política social de la Revolución, pero también a la baja tasa de natalidad y la continuación del flujo migratorio hacia el exterior.

Para el país, que también enfrenta el bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos por más de medio siglo, que tiene alcance extraterritorial, resulta indispensable desarrollar acciones que favorezcan el incremento de la natalidad y al mismo tiempo frenen el flujo migratorio, aunque esto último está vinculado a la política agresiva de los Estados Unidos contra la mayor de las Antillas, es decir, no depende sólo de Cuba.

Las buenas noticias de que en 2013 se produjeron 156 nacimientos más que el año anterior, y que al cierre del pasado mes de junio la cifra de niños nacidos vivos había crecido en 900 respecto a la etapa precedente, indican que es posible, a pesar del criminal bloqueo del Imperio, mejorar esos estratégicos indicadores, en un país con magníficos resultados en cuanto a mortalidad materna e infantil, así como en lo relativo a la expectativa de vida.

Para Cuba, agredida en muchos planos por la principal potencia imperialista mundial, todo resulta más difícil, pero no imposible. El país está más acompañado que nunca, perfecciona su economía, y ahora es el imperio el que muestra síntomas de agotamiento y soledad, en un mundo cambiante en el cual aparecen nuevos factores que poco a poco van quebrando la hegemonía de Washington.

Hay que mantener la denuncia frente al bloqueo y la Ley de Ajuste Cubano. Revelar, como se ha hecho recientemente, los nuevos planes subversivos de Estados Unidos dirigidos hacia la juventud cubana. Incrementar los cuestionamientos a la permanencia yanqui en Guantánamo, a las ilegales transmisiones radiales y televisivas que buscan subvertir el orden interior en Cuba, y emplazar al presidente Obama para que termine con la injusta prisión de tres cubanos: Gerardo Hernández, Antonio Guerrero y Ramón Labañino, que no son espías, sino héroes que cumplían en Miami la misión de impedir acciones terroristas contra su patria.

/ymp/

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Un comentario

  1. hay que dejar de echarle la culpa a los demas y ponerse a pensar como podemos mejorar nuestra sociedad. Asi lograremos salir adelante.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


2 − uno =