Las Tunas, Cuba. Domingo 22 de Abril de 2018
Home > Las Tunas > Una ciudad libre de barreras arquitectónicas, la que todos aspiramos

Una ciudad libre de barreras arquitectónicas, la que todos aspiramos

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

ciudad_lastunasLas Tunas.- La eliminación de las barreras arquitectónicas se ha convertido en una prioridad para el Estado cubano, a fin de facilitar la plena incorporación a la vida social de grupos vulnerables como los discapacitados y adultos mayores.

Desde hace un tiempo se inició, a nivel nacional, un programa encaminado a propiciar el acceso de todos a los diferentes servicios e instituciones públicas.

En Las Tunas, con la colaboración de las empresas estatales, se comenzó a trabajar en la eliminación de las llamadas barreras arquitectónicas, que son aquellos obstáculos físicos que impiden o limitan la accesibilidad de personas con limitaciones físicas o motoras a lugares, edificios o zonas determinadas.

Como apoyo a ese programa, el Ministerio de la construcción emitió las normas cubanas 391, que fueron actualizadas en el 2010 y luego en el 2013, debido a situaciones como el proceso de envejecimiento poblacional que vive actualmente el país.

Esa política estipula la obligatoriedad de contemplar, en la etapa de diseño, los elementos fundamentales a tener en cuenta para permitir el acceso total de las personas a una nueva obra. La medida también es válida para los proyectos que implican la remodelación de cualquier institución social.

Como parte del ordenamiento territorial y el proceso de enfrentamiento a las ilegalidades urbanísticas ha cobrado mayores dimensiones la eliminación de las barreras arquitectónicas en la provincia. Estas, precisamente, constituyen violaciones ejemplo las escaleras en medio de las aceras, escombros en la calle, aires acondicionados a baja altura, postes eléctricos y otras que afectan a discapacitados, niños, embarazadas y ancianos.

Sin embargo todavía quedan muchas, especialmente en las calles y entradas de establecimientos, que son justificadas por los organismos correspondientes con la falta de recursos para acometer las inversiones que ello implica.

Asimismo, en algunos casos la buena voluntad para eliminar las barreras se ve opacada por la falta de conocimiento de las normas técnicas establecidas por la construcción para este tipo de labor.

En Las Tunas se han hecho numerosas acciones, pero es evidente que aún quedan barreras por erradicar, sobre todo aquellas que tienen que ver con las indisciplinas sociales y la falta de apoyo, exigencia y sensibilidad de muchos organismos del territorio.

En lo concerniente a este programa todo está escrito y estipulado solo falta hacerlo cumplir. Por eso es necesario continuar creando una cultura y mayor conciencia en la población, proyectistas, inversionistas, constructores y directivos para lograr una ciudad accesible a todos.

/ymp/

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Edelmis Cruz Rodríguez

Periodista. Graduada de la Universidad de Oriente. Como reportera atiende los temas de la Construcción y las organizaciones sociales, fundamentalmente. Es constante en el trabajo diario como una de sus características principales. Le gusta trabajar los temas de la mujer y los colectivos laborales en la base. Miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. @EdelmisCruz

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


uno × = 7