Las Tunas, Cuba. Lunes 11 de Diciembre de 2017
Home > Especiales > Historia > Calixto García Iñiguez, el general de la estrella en la frente

Calixto García Iñiguez, el general de la estrella en la frente

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page
Calixto García figura ilustre de la ciudad de Holguín.

Calixto García figura ilustre de la ciudad de Holguín.

Las Tunas.- Calixto García nació en Holguín el cuatro de agosto de 1839. Cuentan que a la hora de su nacimiento pasó cerca de su casa una marcha guerrera interpretada por una banda española, ante este hecho su madre Lucía, le vaticinó a su hijo el futuro guerrero.

Tal presentimiento se cumplió, como lo demuestra la extraordinaria vida de este holguinero como combatiente mambí en las tres guerras independentistas de Cuba y ejemplo incansable de luchador ante las adversidades.

Con tan solo 29 años se incorporó al estallido insurreccional iniciado por Carlos Manuel de Céspedes el 10 de octubre de 1868. Fue infatigable lector, hombre observador y de pensamiento reflexivo, cualidades que lo convirtieron en estratega por excelencia frente al ejército español.

Se destacó por su dominio del difícil arte de sitiar y tomar poblaciones, y en la planificación y ejecución de las acciones combativas. Armonizó el trabajo conjunto del estado mayor, la dirección del combate desde puestos de mando y la utilización de elementos tales como croquis, mapas y planos.

En el año 1874, al tratar de evitar un diálogo de paz entre jefes españoles y algunos oficiales cubanos en zonas de Manzanillo y Bayamo, el ya entonces Mayor General, acompañado por muy pocos hombres, cayó en una emboscada de una columna peninsular.

En el encuentro, ante la posibilidad de caer prisionero, prefirió el suicidio y, luego de batirse a tiros con el enemigo, reservó un cartucho para sí. Se hizo un disparo debajo de la barbilla con el revólver, pero sobrevivió y, muy mal herido, fue arrestado por el adversario y conducido al caserío de Veguitas, donde médicos militares españoles le salvaron la vida.

Se unió a José Martí, Antonio Maceo y otros patriotas en los esfuerzos por reiniciar la lucha cuanto antes, a la cual se incorporó en mayo de 1880. Fracasado aquel intento, se sumó a la lucha armada en 1895, como jefe del Departamento Oriental, en el que dirigió una de las campañas más importantes de la gesta con el objetivo de activar las operaciones en el territorio.

Al producirse la intervención norteamericana en la guerra, Calixto García se atuvo estrictamente a las indicaciones recibidas del Consejo de Gobierno de la República en Armas, de subordinarse al mando militar extranjero y pese a la decisiva participación de las fuerzas cubanas en los combates que precedieron al desenlace victorioso, el mando estadounidense prohibió la entrada del Ejército Libertador a la ciudad de Santiago de Cuba.

Más de un siglo después de su natalicio, el recuerdo del glorioso guerrero sigue vigente. Su enérgica figura, permanece atenta frente cuidando la patria y la bandera.

De este insigne patriota el General de Ejército Raúl Castro expresó: “Calixto García fue un ferviente convencido del valor y la trascendencia del ideal que defendía y de dos de sus más valiosas cualidades: el patriotismo inclaudicable y la voluntad a toda prueba”

/ymp/

 

 

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Gretel Yanet Tamayo Velázquez

Periodista. Graduada de la Universidad de Camagüey. Reportera de Radio Victoria, ahora jefa de Redacción. En su corta trayectoria profesional ha demostrado talento y siente una gran pasión por los temas del deporte. También se desempeña como directora del programa Deporte y algo más, y es conductora del programa de tiempo21 Video-TV Agenda deportiva. @GretelTv

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


+ 8 = diez