Las Tunas

Casa insólita de Las Tunas abrirá sus puertas este verano

Casa insólita de Las TunasLas Tunas.- Algunos transeúntes habituales y otros ocasionales aprecian con asombro la nueva obra conocida por La casa insólita, que prevé abrir sus puertas en el presente verano en esta ciudad.

La curiosidad responde a la forma extraña de la instalación, destinada a la recreación especialmente de niños y jóvenes, a partir de atrayentes fenómenos que desafían las leyes de la gravedad.

Domingo Alás Rosell, un paradigma de la Arquitectura cubana.
Escuche declaraciones de Domingo Alás

El arquitecto y proyectista principal Domingo Alás asegura que se trata de un gran experimento “en el que se podrán sentir inusuales sensaciones que engañan el sentido de los visitantes y tienen que ver mucho con la física y la ciencia”.

“Allí se podrá ver una mesa de billar inclinada que funciona perfectamente, que los peces nadan en plano inclinado, que el agua sube, que los péndulos no se mueven adecuadamente, que te sientas en un asiento y no te puedes parar y en definitiva es un lugar que va a ser muy interesante para todo el que llega a Las Tunas”.

A mediados de marzo del 2013 comenzó esta edificación, a cargo de la brigada dos de la Empresa de mantenimiento constructivo en la provincia.

Julio Cruz Carmona, el ejecutor principal, explica que la obra, valorada en alrededor de 500 mil pesos en ambas monedas,  marcha según el cronograma previsto.

Llama la atención la particularidad de sus salas interiores, cuyo diseño propiciará la creación de ilusiones ópticas, sin el uso de modernas tecnologías.

Para carpinteros, albañiles y otros constructores esta resulta una novedosa experiencia.

Así lo precisa Alfredo Machado León, con 42 años en el sector, “es un trabajo difícil porque es la primera casa de este tipo que se hace en Cuba y en América, y no había tenido la experiencia de hacer este tipo de trabajo”.

Mientras a su lado, Luis Guviel Batista, con dos décadas y medias en estas funciones, asevera que “es difícil en el sentido de la estructura, porque tiene cierto grado de inclinación que es complejo  para colocar los bloques, revestir paredes y  hacer otras acciones constructivas”.

Al mismo tiempo reconoce que “es una experiencia única y aunque a veces se torna un poco lento el trabajo avanza”.

Sin magia, pero sí con muchos deseos de hacer pensar y comprender más los secretos de la ciencia y la Física, La casa insólita de Las Tunas abrirá sus puertas al conocimiento y la sana diversión de niños, jóvenes y adultos.

/mdn/

Artículos relacionados

Recuerdan aniversario de la Comandancia de San Joaquín

Yeisnel Vázquez

Modernizarán tecnología para la producción industrial del Combinado 25 de Diciembre en Puerto Padre

Redacción Tiempo21

Proyecto comunitario 16 de octubre, la vida de Migdalia Igarza

Claudia Pérez Navarro

Enviar Comentario


ocho × = 32