Las Tunas, Cuba. Sábado 21 de Octubre de 2017
Home > Las Tunas > Priorizan agricultores tuneros desarrollo de la lombricultura

Priorizan agricultores tuneros desarrollo de la lombricultura

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Las Tunas.- Los integrantes del Sistema de la Agricultura en la provincia de Las Tunas procuran obtener durante el presente año 17 mil 300 toneladas de humus de lombriz, volumen suficiente para fertilizar con ese producto natural de alta calidad miles de hectáreas de diferentes cultivos y contribuir así a elevar la fertilidad de los suelos y la producción de alimentos más nutritivos y sanos.

Entre las principales acciones para lograr ese objetivo, los agropecuarios locales recurren al intercambio de experiencias teóricas y prácticas, pues cerca de la tercera parte de la fuerza laboral de su sector la constituyen mujeres y hombres recientemente incorporados al usufructo gratuito de tierras ociosas, con pocos o nulos conocimientos agronómicos.

Al empeño contribuyen especialistas del Ministerio de la Agricultura (Minag) y diferentes centros de investigación y producción, ya sea de manera independiente o integrados en el Proyecto de Innovación Agropecuaria Local (PIAL), que coordina la Universidad de Las Tunas.

Sin embargo, esos esfuerzos aún resultan muy insuficientes, y mientras tanto, miles de productores continúan haciendo excesivo uso de los fertilizantes químicos, mucho más caros, contaminantes del entorno y dañinos para la salud humana.

Mediante la acción combinada de las lombrices y diversos microorganismos, la lombricultura permite aprovechar y transformar residuos orgánicos derivados de las actividades agrícolas, pecuarias, agroindustriales y urbanas, para obtener, a bajo costo, el humus y esos propios gusanos, que constituyen un alimento animal de alto valor proteico.

Además de aportar los mencionados beneficios, las lombrices construyen extensas galerías subterráneas que facilitan la irrigación y la oxigenación del suelo, y lo hacen más productivo.

El humus por ellas generado tiene la peculiaridad de que puede aplicarse a las plantaciones en forma sólida o líquida. En este último caso, mediante la disolución de la materia seca en agua, o como lixiviado, que es el remanente del riego de los canteros de lombrices, el cual llega por gravedad a los sembrados y les aporta alto contenido de ecológicos nutrientes.

El pasado año los agropecuarios de Las Tunas suministraron a sus cultivos unas 13 mil 900 toneladas de dicho abono natural en estado sólido y tres mil 500 litros lixiviado.

La obtención y empleo de los fertilizantes orgánicos resulta de suma importancia para mejorar la calidad de los suelos, factor que a su vez es determinante para incrementar el volumen y la diversidad de las viandas, hortalizas, granos, frutas, otros vegetales, carne y leche, máxime en las condiciones de Las Tunas, provincia más seca de Cuba y una de las más deforestadas, cuyos suelos están muy degradados por la salinidad, la erosión, el deficiente drenaje y otros fenómenos.

/edc/

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Raúl Estrada Zamora

Periodista. Graduado de la Universidad de Oriente. Ha trabajado en todos los medios y fue director de la revista Transporte, de La Habana. Se inició en el diario 26 y trabajó como Jefe de Información en la Televisión. Fue editor de Tiempo21. Como reportero atiende los temas del programa alimentario y la agricultura, entre otros. Miembro de la Unión de Periodistas de Cuba. @Raulezdecuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


uno × = 6