Las Tunas, Cuba. Viernes 27 de Abril de 2018
Home > Especiales > Lecturas > Un mismo color, un mismo fin en muestra de libertad y solidaridad

Un mismo color, un mismo fin en muestra de libertad y solidaridad

Amanda, Los Cinco“La capacidad de ser héroe se mide por el respeto que se tributa a los que lo han sido”
José Martí

Una aparente calma caracteriza la jornada pero todos tienen un objetivo común: buscan, preguntan y necesitan sugerencias de qué forma ser más original. Un mismo color, un mismo fin, engalanar sus vidas con el color amarrillo para homenajear a los cubanos que hoy permanecen encarcelados y condenados por luchar contra el terrorismo en los Estados Unidos.

Han pasado ya 15 años, y cuando se especifican 15 largos años, son cinco mil 475 días, con record de 131 mil 400 horas injustificadas de encierro, de torturas, de maltratos psicológicos que pueden hacer sucumbir en la total desilusión de una vida, que por total suerte no ceja en el empeño de ellos: vivir en defensa de Cuba, de los hijos de esta patria, de la Revolución hecha desde el cuartel Moncada.

Mi hija Amanda me pregunta con tan solo tres años:

-¿Qué es eso, mami?

-Una cinta amarilla-, respondo mientras termino de cortar una larga cinta de tela.

-¿Por qué? -insiste ella como algo natural en esa etapa de vida que se caracteriza por los llamados por qué.

-Vamos a saludar a unos amigos que están tan lejos que lo único que pueden ver es el color amarillo.

Ella me mira e interrumpe mi explicación.

-Yo quiero un cintillo amarillo para que me vean también- dicen mientras salta y vuelve a repetir la solicitud.

Qué explicación se le pudiera dar a un niño a esta edad sobre lo que han hecho Los Cinco, estos héroes de Cuba que han sido ejemplo del precepto martiano “Sólo se empieza a poseer la vida cuando vaciamos sin reparo y sin tasa, en bien de los demás la nuestra”.

-En el círculo la “tía” Yaimaris dijo que los niños vamos hacer una fiesta amarilla para jugar todos, que Martí dijo que los niños son la esperanza del mundo-, dice Amanda mientras hojea un libro en el piso.

Si José Martí, el Héroe Nacional de Cuba luchó para que los niños fueran felices, que jugaran, fueran a estudiar al círculo infantil y se portaran muy bien, así mismo piensan Los Cinco. Por eso todos los cubanos nos vestimos de amarillo para darle un fuerte abrazo desde lejos.

Gerardo, Ramón, Fernando y Ramón, merecen nuestro respeto. Ellos han entregado lo mejor de su juventud para que otros vivan. El venidero 12 de septiembre cumplen 15 años de condena en prisión en los Estados Unidos, luego de haber sido declarados culpables por defender a Cuba de las acciones contrarrevolucionarias de grupos terroristas asentados en esa nación.

Las diferentes generaciones de cubanos harán suya la verdad de estos héroes, porque representan la esperanza y el amor incondicional, representado en los niños y los jóvenes como símbolos de continuidad del sentimiento de cubanidad.

Hasta el encierro totalmente ilegal de Antonio, Gerardo, Fernando y Ramón volarán las cintas amarillas enarboladas en brazos, casas, autos, cabellos… para reafirmar que todos los cubanos se mantienen unidos en el sueño de verlos regresar a casa para que con sus propias manos desaten el lazo unido por amor en muestra de regreso a la Patria.

La Casa Blanca temblará, se estremecerá con tantas cintas amarillas que desde cuba llegarán atadas a sus cuerpos con la emoción de reclamar sus almas en las líneas de la canción Tie a ribbon ’round the old oak tree, símbolo en su lírica del amor y la esperanza, y que en esta ocasión mostrará la libertad y la solidaridad, que inspira a seguir en la lucha por Los Cinco, pues como bien afirmó José Martí:

…”La libertad es una loca robusta, que tiene padre, el más dulce de los padres, el amor; y una madre, la más rica de las madres, la paz”.

 

LETRA DE LA CANCIÓN: ATA UNA CINTA AMARILLA AL VIEJO ROBLE (EN INGLÉS)

Tie a ribbon ’round the old oak tree
I’m coming home I’ve done my time
And I have to know what is or isn’t mine
If you received my letter
Telling you I’d soon be free
Then you’d know just what to do
If you still want me
If you still want me
Oh tie a yellow ribbon
‘Round the old oak tree
It’s been three long years
Do you still want me
If I don’t see a yellow ribbon
‘Round the old oak tree
I’ll stay on the bus, forget about us
Put the blame on me
If I don’t see a yellow ribbon
‘Round the old oak tree
Bus driver please look for me
‘Cause I couldn’t bare to see what I might see
I’m really still in prison
And my love she holds the key
A simple yellow ribbon’s all I need to set me free
I wrote and told her please
Oh tie a yellow ribbon
‘Round the old oak tree
It’s been three long years
Do you still want me
If I don’t see a yellow ribbon
‘Round the old oak tree
I’ll stay on the bus, forget about us
Put the blame on me
If I don’t see a yellow ribbon
‘Round the old oak tree
Now the whole damn bus is cheering
And I can’t believe I see
A hundred yellow ribbons
‘Round the old, the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree
Tie a ribbon ’round the old oak tree

LETRA DE LA CANCIÓN: ATA UNA CINTA AMARILLA AL VIEJO ROBLE (EN ESPAÑOL)

Me voy a casa. He cumplido
Y tengo que saber lo que es o no es mío
Si usted recibió mi carta
Que le dice que pronto estaría libre
Entonces sabría exactamente qué hacer
Si aún quieres que yo
Si aún quieres que yo
Oh, ate una cinta amarilla
alrededor del viejo roble
Han pasado tres largos anos
Todavía quieres que yo
si no veo una cinta amarilla
alrededor del viejo roble
Me quedaré en el autobús, olvida el nosotros
Culpame a mí
si no veo una cinta amarilla
alrededor del viejo roble
Conductor del autobús por favor, búscame
Porque yo no pude soportar ver lo que podría ver
Estoy realmente todavía en la cárcel
Y mi amor ella sostiene la clave
Una sencilla cinta amarilla, todo lo que necesito para ser libre
Le escribí y le pedí por favor
Oh, ate una cinta amarilla
alrededor del viejo roble
Han pasado tres largos años
Todavía quieres que yo
Si no veo una cinta amarilla
alrededor del viejo roble
Me quedaré en el autobús, olvida el nosotros
Culpame a mí
si no veo una cinta amarilla
alrededor del viejo roble
Ahora todo el maldito autobús está aclamando
Y yo no puedo creer que veo
Un centenar de cintas amarillas
alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble
Ata una cinta alrededor del viejo roble

Sobre Yami Montoya

Editora. Periodista, Máster en Ciencias de la Comunicación, profesora universitaria. Es amante de la paz, del amor y la familia y se siente orgullosa de su país. Su mayor tesoro es su hija Amanda y le hace feliz un Quijote, los amigos, la poesía y la música. Es miembro de la Unión de Periodistas de Cuba y ha sido premiada en varios concursos. yamileym@enet.cu

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*