Las Tunas, Cuba. Martes 12 de Diciembre de 2017
Home > Cultura > El arte de la mano en la comunidad

El arte de la mano en la comunidad

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Las Tunas.- La comunidad, los consejos populares son el espacio idóneo para su trabajo. Risas, responsabilidad, rostros que dan la mano a la cultura, una guitarra, la danza, una declamación acompañada por el baile, por estos días inundan a la ciudad de Las Tunas bajo la impronta de los instructores de arte.

Promover la educación estética y artística asociada a la cultura, son algunas de las bases que hoy cimientan la obra de los instructores de arte, que por estos tiempos revolucionan a toda la comunidad con el afán de emplear el tiempo libre y hacer más sana la vida de ancianos, embarazadas y niños, principalmente en esta etapa estival.

Así surgió el 20 de octubre del 2004 por el Comandante Fidel Castro, que en la provincia de Las Tunas tiene su huella en la joven Anet Ayala Zayas, jefa de la Brigada de Instructores de Arte José Martí, que aglutina a más de mil jóvenes, quienes se encuentran vinculados a la enseñanza en las escuelas primarias y que por estos días llevan su arte a centro educacionales, de la salud y las comunidades.

Rescatar y fomentar la identidad, las tradiciones y la vida sociocultural comunitaria, son palabras de orden para los instructores de arte en Las Tunas aseveró Anet con total serenidad cual si sus palabras alcanzarán la magna obra que hoy día propician una variedad de opciones recreativas culturales para todos los gustos, intereses y edades, en atención diferenciada a los distintos grupos sociales.

La jefa de este programa en el territorio afirmó que dentro de su labor hoy figuran la consolidación de los gustos apreciativos de las diferentes especialidades, los concursos de valores patrios representados con énfasis en el canto coral, bajo el proyecto Cuba que linda es Cuba, el festival rueda de casino Donde crece la Palma, y el concurso literario Leer a Martí.

Afianzar la labor de los instructores en su radio de acción cercano a la escuela, como estructura fundamental de intervención en el consejo popular, constituye otra proyección de trabajo de estos llamados artistas callejeros agrupados en su estructura de base a partir de las escuelas, las Casas de Cultura y otras instituciones donde se encuentran insertados.

A partir de hoy se sumarán más de 160 nuevos artífices de la cultura cubana en el territorio con la décima graduación de la escuela de instructores de arte, para hacer de la música, la danza, las artes plásticas y el teatro parte de la vida cotidiana de la comunidad y de las nuevas generaciones.

En septiembre realizarán el segundo Consejo Provincial para revisar el trabajo desarrollado hasta la fecha, además de realizar una nueva edición del Premio Escaramujo evento característico de la Brigada donde los instructores presentarán su trabajo como artistas aficionados y como creadores con sus unidades artísticas y el 20 de octubre festejaran su noveno aniversario de creado.

Hoy marcan su obra el trabajo conjunto con la Asociación Hermano Saiz con el proyecto Revolución, a partir de intervenciones comunitarias en todos los municipios de la provincia, además de promover cursos de verano en las escuelas abiertas en el verano, y las presentaciones culturales en varios parques de la provincia.

En Cuba el más lejano antecedente de los instructores de arte se remontan al 14 de abril de 1961 tras la inauguración de la Primera Escuela Nacional de Instructores de Arte en Cuba (ENIA) con una matricula de cuatro mil estudiantes, quienes trabajaron en la preparación de tres mil jóvenes que ingresaron en la Escuela Nacional de Arte (ENA), convirtiéndose estos en la primera generación de artistas formados por la Revolución.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Yami Montoya

Editora. Periodista, Máster en Ciencias de la Comunicación, profesora universitaria. Es amante de la paz, del amor y la familia y se siente orgullosa de su país. Su mayor tesoro es su hija Amanda y le hace feliz un Quijote, los amigos, la poesía y la música. Es miembro de la Unión de Periodistas de Cuba y ha sido premiada en varios concursos. yamileym@enet.cu

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


2 × = ocho