Las Tunas, Cuba. Sábado 21 de Octubre de 2017
Home > Especiales > Lecturas > Cenicero, un ecosistema especial de Las Tunas

Cenicero, un ecosistema especial de Las Tunas

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

yenima 12

manantial CeniceroYenima Díaz Velázquez
yenimadv@enet.cu

Majibacoa.- Lejos de los principales núcleos poblacionales del municipio de Majibacoa, en la provincia de Las Tunas, y sin la presencia humana en los alrededores, existe un sitio que llena de asombro y curiosidad a quienes lo conocen y nos advierte de cuán grande es la naturaleza en sus designios, al crear ecosistemas especiales.

A más de 35 kilómetros de la costa se erige el único manglar natural existente en el interior de nuestro país y a él se llega luego de andar varios kilómetros a través de un terraplén polvoriento y rodeado de campos agotados por la sed y por los incendios forestales que casi todos los años golpean al área protegida de Monte Naranjito, donde se ubica la atípica formación vegetal. 

manglar CeniceroSe trata de Cenicero, un punto casi perdido en los límites con Granma, en el que hace más de 50 años unos campesinos encontraron un manantial salobre que no desemboca en ninguna parte, sino que es absorbido por la tierra y que da vida a unas 200 hectáreas de manglares.

Hace muchos años a la fuente de agua alguien le construyó un sencillo brocal que ya luce en ruinas y que tal vez presente en el futuro una nueva imagen porque tras varias investigaciones científicas, ese elemento natural destacado despierta intereses y a la vez enorgullece a los tuneros.

El cuidado y la atención a ese espacio es prioritario en el territorio tunero porque a sus valores se añaden un bosque y una sabana, invadidos, lamentablemente, por especies exóticas invasoras como el marabú, bejucos y la malla o piña de ratón.

En los alrededores predominan varias especies de palmas del género Copernicia, de las que quedan pocos ejemplares adultos por los frecuentes incendios forestales y con síntomas de manejo inadecuado como sobreexplotación, aunque hay reservas de las palmáceas en crecimiento.

ecosistema Cenicero
El bosque reporta un alto grado de deterioro y en él predominan variedades propias de vegetación secundaria como la guásima, el jobo y el dagame, además de júcaro, almácigo y guaguasí.

Esta es una de las diez áreas de interés medio ambiental en el territorio tunero y es parte de la subcuenca del río Naranjo, que compone la cuenca del río Cauto, la más grande de Cuba.

Además de los extensos manglares y el manantial de agua salobre, por las condiciones de salinidad en la zona, se han encontrado ejemplares de la flora no reportados en otras partes del país como el Silotum nodum.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


seis − 3 =