Lecturas

El mundo sigue dando vueltas

fin mundomigueldn 12Miguel Díaz Nápoles
migueldn21@gmail.com

Por lo menos hoy, el mundo no se acaba.

Llegó el día esperado por muchos incrédulos, temido por los más creyentes, y el mundo sigue aquí, con sus altas y bajas, con sus riquezas y sus miserias, con sus grandes contrastes de derroche y limitaciones, con sus inmensas diferencias entres los que tienen mucho y los que no tienen nada, en fin, ”patas arriba”, pero vivo.

Llegó el día fatal según la opinión de quienes interpretaron a su forma el Calendario Maya. Y el 21 de diciembre de 2012 terminó y no pasó ni va a pasar nada.

Los Mayas, según estudiosos, no creían en un final súbito de la vida terrestre, sino más bien en la culminación y comienzo de ciclos. Y hasta algunos de sus líderes actuales han hecho declaraciones a la prensa, en las que afirman que esta fecha marca el fin de una época y el comienzo de otra, según sus previsiones y creencias.

Pero sus profecías fueron aprovechadas por muchos especuladores para ganar dinero, y las visitas de turistas aumentaron considerablemente en la Península de Yucatán –tierra de los Mayas- para tratar de desentrañar el misterio de la infundada afirmación del fin del mundo.

El mundo no se acaba, por lo menos hasta hoy, aunque esté en crisis, aunque haya hambre, calamidades, pobreza extrema y riqueza también extrema; desigualdades cada vez mayores…

Tal parece, que la destrucción del mundo será un proceso lento si no se actúa a tiempo y con cordura por los más poderosos y por la voluntad de todos. Porque lo que sí creo que es seguro, es que la solución a los graves problemas actuales no vendrá del “más allá”, sino del más acá, donde habitan quienes tienen la posibilidad real de decidir que el mundo finalice una época convulsa y comience otra mejor para toda la humanidad.



 

Artículos relacionados

Festival de Cine de La Habana enfoca sus orígenes y hacia el futuro

Redacción Tiempo21

La Carta Magna, expresión de la justicia social de la Revolución

Redacción Tiempo21

Fidel Castro, el comunicador que conocimos

Redacción Tiempo21

Enviar Comentario


− 6 = dos