Las Tunas, Cuba. Miércoles 15 de Agosto de 2018
Home > Cultura > La conga Los Mau Mau: una auténtica tradición

La conga Los Mau Mau: una auténtica tradición

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

conga

anaisa vidal diazAna Isa Vidal Díaz
anaisa@rvictoria.icrt.cu

Las Tunas.- En 1952 salieron por primera vez a estremecer la ciudad con el pegajoso ritmo de la conga, haciéndose llamar Los encapuchados de la calle Julián Santana. Después de algunos años, cambiaron el nombre por Los Mau Mau, fruto de las lecturas de uno de sus creadores, relacionadas con el continente africano.

Así lo cuenta Rolando Sánchez, fundador del popular conjunto, que celebra con el carnaval Las Tunas 2012 su 60 cumpleaños. El carismático músico, conocido por todos como “Lando”, rememora que en aquella época eran un grupo de muchachos quienes recorrían los barrios tuneros haciendo bailar al pueblo con el sonido de barriles y clavos.

Sin embargo, estos muchachos, quienes al principio jugaron con disímiles instrumentos de su propia invención, descubrieron en sus colegas santiagueros la corneta china, crearon un estilo y una agrupación que ha servido de escuela a reconocidos congueros de la provincia, integrantes ahora de otros colectivos, como la Conga Turibe y Los Pinos Nuevos.

Del relevo…

Actualmente es la hija de Rolando, Marta Elena Sánchez, quien dirige a Los Mau Mau, orgullosa de ser “la única mujer” con esta responsabilidad. Para ella es muy natural regir este clan de hijos, nietos y bisnietos, quienes crean sus propios ritmos en torno a la chancleta, la conga, el son, la columbia, la macuta, la rumba, el danzón…

Como ella misma salió de la conga Clarinada infantil, estos artistas preparan su relevo hace 42 años con un conjunto integrado por niños, que ha aportado jóvenes como Yasnier Torriente Ramos:

“Desde los cinco años empecé aquí, mi instrumento es el tambor redoblante, que es el que lleva la marcha. Algunos no entienden que nos pasemos todo el carnaval con la conga de arriba para abajo, porque no lo llevan en la sangre, pero es que a mí me gusta, y sin conga, no hay carnaval”.

Para que el carnaval conserve su esencia… 

Las mujeres sorprendieron al multitudinario público que acudió a disfrutar del paseo, tocando los tambores, tumbadoras, cencerros…Todo un acontecimiento en los festejos, donde las hijas, nietas y bisnietas de “Lando” repitieron la hazaña del año 1998.

En el paseo también lucieron los pendones y farolas confeccionados por Yoandra Peña, quien confesó a Tiempo21 que “lo hacemos con mucho esfuerzo y sacrificio, con telas de los trajes de años anteriores. Todo el mundo aporta el hilo, la aguja, el pedacito de tela, el papel brillante, las chancletas de palo, las polainas, los adornos para las mujeres, todo con nuestros recursos, tratando de que el carnaval no pierda su lucidez”.

En tanto, Marta Elena enfatiza en que no han tenido suficiente apoyo de las instituciones que auspician la festividad porque “el vestuario llega tarde, cuando llega, además, este año no hubo la organización de ediciones anteriores, no se le ha dado la importancia a nuestro aniversario 60”.

Aún en estas condiciones, la conga Los Mau Mau sale a las calles y brinda al pueblo un espectáculo auténtico, fruto del sólido arraigo que exhibe la familia Sánchez en cada edición del carnaval tunero, con el mismo espíritu de aquellos primeros años cuando armaban el jolgorio en la calle Julián Santana, sin sospechar que estaban creando una tradición.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, una editora, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


seis − 3 =