Las Tunas, Cuba. Martes 12 de Diciembre de 2017
Home > Las Tunas > Defienden necesidad de incrementar la producción y aplicación de abonos orgánicos en Las Tunas

Defienden necesidad de incrementar la producción y aplicación de abonos orgánicos en Las Tunas

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

raul estrada zamoraRaúl Estrada Zamora
estrada@enet.cu

Las Tunas.- De acuerdo con el Lineamiento 187 aprobado por el Sexto Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), esta nación caribeña seguirá desarrollando una agricultura sostenible en armonía con el medio ambiente, y para lograrlo debe consolidar la producción y el uso de abonos orgánicos, labor que avanza en la provincia de Las Tunas, pero requiere mayor dinamismo.

Así lo apreció el Grupo Nacional de Agricultura Urbana y Suburbana en su último recorrido por este territorio, lo comprobó la reciente inspección del Equipo Provincial a cargo de esos programas, y lo confirmó, también, el informe en el cual la Delegación del Ministerio de la Agricultura (MINAG) resume lo alcanzado hasta el cierre de agosto.

Según esa última fuente, en los ocho meses transcurridos, en Las Tunas se obtuvieron 344 toneladas de humus de lombriz por debajo de lo previsto, se suministró a las plantaciones un cuatro por ciento menos de dicho producto, y tampoco se fertilizó con él toda el área planificada.

En el caso del compost y los biofertilizantes, aunque se alcanzó la meta tanto en la producción como en el suministro a los cultivos, hay que reconocer que las cifras no cubre las necesidades de la agricultura y de las potencialidades existentes para elevar su disponibilidad.

Lo mismo ocurre con el humus lixiviado, que es el líquido resultante del riego de los canteros de lombrices, el cual llega por gravedad a los sembrados y les aporta altos contenidos de ecológicos nutrientes.

La obtención y empleo de los fertilizantes orgánicos resulta de suma importancia para mejorar la calidad de los suelos, factor que a su vez es determinante para incrementar el volumen y la diversidad de las viandas, hortalizas, granos, frutas, otros vegetales, carne y leche, máxime en las condiciones de Las Tunas, por su endémica sequía y altos niveles de deforestación.

Afectados por la escasez de agua, la salinidad, la erosión, el mal drenaje, el bajo contenido de materia orgánica y otros problemas, los suelos de este oriental territorio son poco fértiles y requieren una sistemática labor, encaminada a su conservación y enriquecimiento orgánico.

Acorde con una información suministrada por el MINAG a Tiempo21 en esta ciudad, capital de la provincia de igual nombre, 690 kilómetros al este de La Habana, para solucionar el problema e incrementar los rendimientos y la calidad de las producciones agrícolas, varias instituciones del territorio y otras zonas del país trabajan mancomunadamente con los productores en la extensión de técnicas agroecológicas que benefician la capa cultivable.

Entre las entidades más implicadas localmente en esas acciones se encuentran el propio Ministerio de la Agricultura, la Universidad Vladimir Ilich Lenin, la Estación Experimental de Pastos y Forrajes, la Asociación Cubana de Técnicos Agrícolas y Forestales, sus homólogas para la producción animal y azucarera, y la que aglutina a los más de 20 mil agricultores pequeños existentes en Las Tunas.

Atendiendo a las características edafológicas y climáticas de la provincia, los especialistas y productores tuneros coinciden en que las prácticas más recomendables, además de la aplicación de abonos orgánicos y bioplaguicidas, son el empleo de la tracción animal, la reforestación de las márgenes hidrográficas, la surca en contorno o curvas de nivel y la siembra perpendicular a las pendientes.

También resultan sumamente beneficiosas la creación de barreras vivas y muertas, el arrope, el drenaje simple, la aplicación de abonos verdes y los restos de cosechas y la construcción de cercas vivas, barreras, tranques, muros de piedra, terrazas y trochas cortafuego, entre otras.

Muy útiles son, igualmente, subsolar y nivelar el terreno, rehabilitar los pastos y las canteras, la recogida de obstáculos y el relleno, junto a al adecuado uso del agua, la siembra directa y la rotación de los cultivos.


Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


1 × seis =