Las Tunas, Cuba. Domingo 17 de Diciembre de 2017
Home > Especiales > Lecturas > Vida y sus recuerdos de Fidel

Vida y sus recuerdos de Fidel

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

fidel sierraliliana gomez ramosLiliana Gómez Ramos
lia@rvictoria.icrt.cu         

Las Tunas- Vida se sienta en la sala de la casa, su voz no delata las casi nueve décadas de existencia. Parece una señorita en espera del amado, pero ahora el beneplácito le llega cuando tiene la oportunidad de recibir a alguien con quien comparte un pedazo de historia.

Una vez la inscribieron como Vidalina Elisa Socarraz Aguilar pero con el tiempo, la parte de “Lina” y todo lo demás, se las llevó la memoria que a veces le falla un poco, y así lo reconoce,  ‘a fin de cuentas no todo el mundo llega a esa edad´.

Un capítulo de su juventud permanece imborrable en el recuerdo. Era 31 de diciembre de 1959 y Cuba celebraba el triunfo revolucionario. En ese entonces, ella vivía en Veguitas, perteneciente a la actual provincia de Granma.

Cerca de su casa estaba el teléfono y el comandante de los barbudos llegó hasta allí para utilizarlo. Enseguida el lugar se convirtió en un hervidero de personas que deseaban conocer a Fidel Castro Ruz.

El líder de la Revolución cumpliendo con las exigencias del pueblo allí reunido, comenzó a dirigirles la palabra. Vida buscó la silla más cercana y la puso para que Fidel la usara como tribuna. Con el objetivo de que el entonces joven no se cayera se quedó sujetándola hasta el final del discurso.

Sólo dejó el puesto para el que se asignó cuando a Fidel se le cayó un tabaco que pretendía fumar. Vida, sin demora, lo recogió del piso. Cuando su dueño se lo solicitó, ella le respondió:

“Este no”. Entonces corrió hasta la tienda cercana y le compró otro tabaco.

El que se cayó lo guardó como reliquia cuidando de que nadie le cogiera la prueba de uno de los encuentros más memorables de su existencia.

Desde allí, el Comandante en Jefe avizoró los cambios que luego viviría el país con las Leyes de la Reforma Agraria y el derecho a la tierra, además del acceso a la salud y a la educación, como un futuro al que todas las personas pudieran aspirar.

El tabaco de Fidel, permaneció en las manos de esta cubana por muchos años hasta que el tiempo lo deterioró. Sin embargo, nada ha podido borrar la emoción de ese día para Vida.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


7 − uno =