Opinión

Riquezas y hondos pesares de África

maira_castro_loraafrica_paisajeMaira Castro Lora
maira@rvictoria.icrt.cu

Las Tunas.- Pensar en África trae el recuerdo de la entrada de su cultura al territorio de Cuba, junto con la colonización que trajo consigo los esclavos y sus pesares, arrancados de ese continente grande y rico, privados de sus tradiciones, la familia, y el preciado bien de la libertad.   

A la distancia de siglos de saqueo hay realidades tan visibles, que no precisan cruzar los mares hasta el lugar de origen; las imágenes  siguen trayendo el dolor y la nostalgia,  con las marcas del racismo, el abuso infantil, la discriminación femenina, el analfabetismo, la insalubridad, el hambre y las penurias de las enfermedades crónicas.

Sin indiferencia la perciben de cerca quienes llegan hasta regiones africanas en misiones humanitarias, y los colaboradores cubanos en esferas de la educación, la salud o la construcción se duelen hasta de costumbres alimentarias, entre habitantes que consumen las vísceras en lugar de las carnes.

Al continente le han llamado el de la esperanza, dada la juventud de sus habitantes, pero ello contrasta con la poca expectativa de vida al nacer, cuando se narran las vivencias de traer al mundo varios hijos, en busca de salvar alguno.

Esa es la faceta conmovedora, ante la que se muestra la fuerza de su cultura, en los cantos, bailes y la alegría de vivir, ingredientes trasmitidos al folklore de los cubanos, a su ritmo de tambores, danzas y expresiones religiosas.

A la mezcla de colores remiten los versos del poeta nacional de Cuba, Nicolás Guillén, en sus Adivinanzas: En los dientes, la mañana, / y la noche en el pellejo. /¿Quién será, quién no será?/  -El negro.

Cada 25 de mayo es fecha especial para desplegar más muestras de amor hacia una región del planeta cargada de calor, dolor e historia, y del anhelo multiplicado de que la realidad pueda cambiar, con solo aplastar las ambiciones usurpadoras de sus riquezas, derechos, y los sueños de ser vistos todos como lo que son, seres humanos.

Artículos relacionados

EE.UU. en 2018, más pasos contrarios al acercamiento a Cuba

Redacción Tiempo21

El tiempo será el que dicte la sentencia

Leydiana Leyva Romero

Que la formalidad no destruya las buenas ideas

Adialim López Morales

Enviar Comentario


+ 2 = diez