Las Tunas

El reino animal de Delia Irene

artesanaZenia Camejo Llanes
zenia77@rvictoria.icrt.cu
Esnilda Romero Mañaesnilda@rivictoria.icrt.cu


Las Tunas- Delia Irene Peña Yero a menudo está rodeada de perros, vacas, pingüinos, monos, aves, conejos y hasta osos, coyotes y elefantes.

Esos y otros “animales”, alrededor de 25 especies, tienen reservado espacio de privilegio en la sala de su casa, donde también hay sitios especiales para muñecas de trapos y peluches.

Su relación con ellos comenzó hace años cuando su esposo le regaló un paquidermo traído de La Habana.

Le gustó tanto que quiso reproducirlo de inmediato.Tomó un abrigo en desuso, tijera, hilo, dejó correr libre su imaginación y dio rienda suelta a la creatividad, sacó un patrón y logró hacer otro tan o más bonito que aquel.

Así comenzó Delia a dar los primeros pasos hacia el atractivo mundo de la artesanía hasta convertirse en la restauradora de muñecos y otros juguetes que es hoy.

Las muñecas, sus favoritas

Cuando su vecina le pidió una muñeca para su hija, no vaciló en complacerla. Una fuerte razón la impulsó a hacerla: proporcionarle a la niña la dicha de tener su juguete preferido, algo que ella no pudo disfrutar.

“De pequeña yo soñaba con una pero mi mamá me crió sola a mi y a mis hermanos y no pudo darnos ese gusto, eran tiempos muy difíciles y el dinero era para otras necesidades. Crecí con la añoranza por una y ahora haciéndolas alivio esa nostalgia”.

Ha confeccionado muchas para participar en el concurso “La muñeca Negra” que todos los años se hace en las escuelas en homenaje al Héroe Nacional de Cuba. José Martí, autor del cuento homónimo publicado en el libro La Edad de Oro.

“Me satisface tanto fabricarlas o restaurarlas que después me cuesta bastante desprenderme de ellas, es apasionante hacerles la carita, ponerles los ojos, la boca. Son mis preferidas porque sé además que muchas niñas como Piedad, la pequeña del cuento de Martí, adoran a su Leonor”.

Reina del talento

En una exposición presentada en Camagüey en la que participaron artesanas expertas de todos sus municipios, la muestra de Delia Irene impresionó tanto que quedó seleccionada como la Reina del talento, el máximo reconocimiento conferido en el evento que convocó la iglesia.

“Llevé un perro, un burro y una muñeca que cautivaron mucho. Fue una gran sorpresa y me dio alegría, no podía creer que entre tantos objetos preciosos fueran escogidos los míos. Eso me daba la oportunidad de elegir lo que más me gustara y a solicitud de mi niño que estaba conmigo, me decidí por un sombrero que conservamos como una joya, bueno realmente como lo que es una joya artesanal”.

Frecuentemente Delia participa con sus muñecos en encuentros de mujeres creadoras y en otros organizados en la comunidad, en instituciones culturales, estudiantiles etc.

Nuestros juguetes manufacturados pero…

Los juguetes manufacturados aunque relegados por los electrónicos, son muy apreciables precisamente porque los más sencillos a veces son los más útiles.

Aunque existen las muñecas Barbie, los ataris y las computadoras con sus llamativas propuestas no se puede negar el valor de los que esta y otras personas en Las Tunas hacen en casa.

“Sé de muchas jovencitas que todavía duermen con sus muñecas de trapo y de otras tantas niñas que las prefieren por encima de cualquier otro juguete. El goce que provoca su suavidad y textura es inigualable y a ello hay que añadirle la positiva influencia que tienen en su desarrollo”.

“Desde los juguetes del niño se elaboran los pueblos” dijo Martí. Con la dicha de aportar a ello Delia Irene, maestra de profesión, crea cada día una nueva pieza para su reino animal.

Artículos relacionados

Sepultado Ernesto Ricardo, dolor en las redes

Redacción Tiempo21

Ernesto Ricardo, no más

Redacción Tiempo21

Comenzaron a llegar a Las Tunas aerogeneradores para potente parque eólico

Roger Aguilera

Enviar Comentario


− cuatro = 1