Las Tunas

Confeccionan en Las Tunas uniformes escolares

Las Tunas.- Como una producción especial, hecha con más amor, cataloga la costurera Adela Pérez al uniforme escolar, uno de los surtidos principales que cada año asume en esta fecha un colectivo mayoritariamente de mujeres en la Empresa de confecciones Melissa, de la provincia de Las Tunas.

Hasta abril se enmarca el período de procesamiento del surtido, aunque el propósito es entregar antes de lo previsto las 407 mil 356 prendas del plan, destinadas a la enseñanza primaria ahora en ejecución, secundaria básica interna y externa, politécnica y preuniversitaria.

En la garantía de la materia prima y la disposición de las costureras se asienta el empeño, en correspondencia con el precedente de haber logrado en el 2011 los mejores resultados de la historia en la entidad, que en el 2012 se proyecta crecimiento productivo y en las ventas, con un plan en valores de 14 millones 800 mil pesos.

La directora económica, Arilis Romero Peña, al ofrecer la información destacó también el 121 por ciento en las ventas totales del año anterior, los más de dos millones de pesos en utilidades, el sobrecumplimiento en la productividad y resultados positivos en el resto de los indicadores de eficiencia.

Además del uniforme escolar, el actual programa mantiene producciones dirigidas a los mismos segmentos de mercado, que incluyen uniformes militares, de la salud y de presencia solicitados por empresas, así como ropas de trabajo, sanitarias, y confecciones femeninas, masculinas y para niños y jovencitas para la cadena de tiendas de venta en pesos convertibles.

En las labores de esta industria ligera participan 954 trabajadores,  distribuidos entre la planta ubicada en la sede de la entidad en el municipio de Las Tunas, y los talleres de las localidades de Amancio, Colombia, Jesús Menéndez, Puerto Padre y Vázquez.

La misión de la entidad está encaminada a producir y comercializar de forma mayorista  ropa exterior y lencería, en moneda   nacional y divisas, garantizando la satisfacción de necesidades de los clientes, atendiendo a sus exigencias y preferencias, para al mismo tiempo asegurar funcionalidad y elegancia.

El nombre Comercial  Melissa, proviene del griego y significa  abeja, símbolo de la laboriosidad  de las costureras, es además una planta herbácea de la familia toronjil. Es un nombre femenino, de agradable  pronunciación que expresa sobriedad y elegancia.

Artículos relacionados

Dona organización estadounidense sillas de ruedas en Las Tunas

Adalys Ray Haynes

Recuerdan aniversario de la Comandancia de San Joaquín

Yeisnel Vázquez

Modernizarán tecnología para la producción industrial del Combinado 25 de Diciembre en Puerto Padre

Redacción Tiempo21

Enviar Comentario


dos × 7 =