Las Tunas, Cuba. Martes 21 de Noviembre de 2017
Home > Especiales > Gente > Bienestar de una familia gracias al trabajo de sol a sol

Bienestar de una familia gracias al trabajo de sol a sol

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Dos veces al día Yuneisi dedica sus minutos a sus animales.Edelmis Cruz Rodríguez.Edelmis Cruz Rodríguez
edelmis@rvictoria.icrt.cu


Jobabo
.- Detrás de un buen hombre siempre hay una buena mujer. De ese viejo refrán da fe la joven Yuneisi Miranda Valiente quien, junto a su esposo e hijo, reside en El Cinco, un asentamiento de este municipio, en el sur de la provincia de Las Tunas, 690 kilómetros al este de La Habana.

Ellos, como muchas otras familias de esta provincia, han sido beneficiados con la entrega de tierras en usufructo, las cuales han destinado a la producción de alimentos, gracias al Decreto Ley 259.

Hasta ese apartado lugar llegamos un grupo de periodistas, y mientras unos miraban los animales y otros, los cultivos, la acompañé a la sala de su modesta y confortable casa, con paredes de madera y techo de guano, donde le pregunté cómo es un día en su vida.

Aunque es de muy poco hablar, no lo pensó dos veces y rápidamente contó que se levanta antes de las 6:00 de la mañana “porque tengo que llevar al niño, de nueve años, a la escuela, preparar el desayuno, el almuerzo y alimentar a los animales; además de atender a los ocho obreros fijos que tenemos, pero que en días de siembra se incrementan a veinte o más, en eso -enfatiza- se me va el día”.

Insisto en preguntarle ¿Qué tipo de animales tienen?

“Muchos.  Mientras mi esposo cultiva la tierra, le ayudo en el cuidado de las gallinas, guineos, patos y guanajos canadienses, entre otras aves; pero, también tenemos carneros y cerdos de diferentes tamaños, a los cuales hay que garantizarles la comida diariamente”.

¿Cómo mujer, el trabajo te resulta muy difícil?

“Imagínate.  El trabajo es duro para ambos, pues tenemos que hacer muchas cosas, de sol a sol, mi esposo en el campo cultivando ajo, cebolla y frijoles y yo atendiendo la casa y echándole comida a los animales, pero el tiempo me alcanza hasta para llevar, en ocasiones, productos a vender al mercado.  Todo es cuestión de acostumbrarse y adaptarse a esta vida”.

¿Qué beneficios le ha traído a tu familia el hecho de ser usufructuarios de tierra?

“Todo esto que tenemos. Nosotros hemos visto los resultados con respecto a mejores condiciones en la casa, ya que comprado televisor, refrigerador y equipos de música y DVD. Todo lo que hemos logrado es gracias a lo que sale de la estancia de nosotros, es por nuestro esfuerzo”.

Casi al atardecer, cuando nos despedíamos, Yuneisi me confesó que a este modo de vida le ha dedicado 13 años y se siente bien, pues “estoy convencida de que con mi modesto esfuerzo contribuyo, junto a mi esposo, a hacer avanzar la economía del país”.

Atrás, queda la voz de la muchacha, llamando a sus animales y alimentándolos, para que un día estos sean la comida de su familia.  Junto a ella, decenas de carneros y aves se disputan una buena posición, mientras el sol cae sobre el horizonte indicando que ya es hora de cocinar, ayudar al niño con las tareas escolares y, más tarde, disfrutar de un merecido reposo.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Sobre Redacción Tiempo21

Encargada de realizar todo el trabajo del Grupo Internet y Tiempo21. Integrada por un Editor-jefe, dos editoras, un fotorreportero y camarógrafo, un director de fotografía y camarógrafo y un desarrollador Web. Es un equipo multidisciplinario y multioficio, que desarrolla las principales labores del Periodismo Hipermedia. Además de tiempo21, tiene un canal de Video-TV, y otros espacios. @tiempo21cuba

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*


2 × cinco =